Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Golpe a la corrupción en Mallorca

Detenidos el portavoz del PP de Palma de Mallorca y el ex director de Deportes de Matas

La Policía arresta al menos a cinco personas en la 'operación Espada', que investiga la construcción de un velódromo durante el Gobierno de Matas que costó 90 millones, el doble de lo presupuestado

La Policía Nacional ha detenido este miércoles a al menos a cinco personas en el marco de una operación judicial que investiga supuestos delitos de malversación de caudales públicos, falsedad y cohecho relacionados con la construcción del velódromo Palma Arena, en Palma de Mallorca, obra impulsada e inaugurada por el ex presidente del Gobierno balear, el popular Jaume Matas (2003-2007).

Entre los detenidos en la operación Espada se encuentra el actual portavoz del Partido Popular en el ayuntamiento de Palma de Mallorca, Rafael Durán, que fue concejal de Deportes durante la construcción del velódromo Palma Arena y, por lo tanto, uno de los máximos responsables del consorcio responsable de su ejecución. También ha sido detenido el ex director general de Deportes del Gobierno de Matas y medallista olímpico en Atlanta 96, José Luis Ballester, que consiguió junto a Fernando León un oro en vela, en la categoría Tornado.

Además, la Policía ha arrestado a Miguel R., director de la agencia Nimbus Comunicación, responsable de la campaña electoral del PP balear en las últimas elecciones autonómicas que terminaron con el Gobierno de Matas. Uno de los acionistas de esta empresa es Javier Mato, jefe de prensa con Matas en el gobierno balear y posteriormente en el Ministerio de Medio Ambiente. También ha sido detenido Jorge Moisés, director gerente del consorcio Palma Arena y ex jefe de prensa de la consejería de Interior del Gobierno de Matas y de un área del Ayuntamiento de Palma.

Los arrestos se han producido en el marco de una serie de registros que la policía judicial llevó a cabo desde por la mañana en el propio Palma Arena, donde la Fiscalía Anticorrupción ha encontrado algunas presuntas irregularidades. Según denunció el PSOE al recuperar el gobierno regional, la obra costó más de 90 millones de euros cuando el anterior Ejecutivo autonómico lo adjudicó por un poco más de la mitad, 47 millones de euros.

Además, la Policía ha registrado las dependencias del propio velódromo, así como otros edificios de la capital palmesana y otras ciudades de la isla.

Ya en 2007, el actual presidente del Gobierno balear, Francesc Antich, calificó de "herencia difícil de asumir" la obra y aseguró que el 90% de los gastos extra efectuados no estaban amparados en el expediente oficial ya que se realizaron "sin licitar" (es decir, sin expediente de contratación administrativa).

En febrero de este año, policías especializados en delitos informáticos efectuaron una copia y vaciado parcial del disco histórico del servidor de correo electrónico de cuando Matas era presidente. Los agentes trataban de rastrear el tráfico de correos desde al menos una dirección general del entorno de Matas, dentro de la investigación sobre posibles delitos de prevaricación, cohecho y malversación en el proceso de construcción del velódromo.

Matas organizó un consorcio para la construcción del velódromo, una entidad integrada por los máximos cargos del Gobierno balear, el Ayuntamiento de Palma y el Consell de Mallorca (bajo control del PP) y de manera simultánea se operó desde una fundación con gestores y políticos de su confianza. El equipo de arquitectos que, por decisión de Matas, culminó la obra percibió 8,9 millones de euros. A la vez levantaron la nueva sede del PP de Palma.

El PP no suspende de militancia a los detenidos en Mallorca

El PP balear ha defendido hoy la inocencia de tres de los cinco detenidos en la operación Espada -el portavoz del PP en Palma de Mallorca, Rafael Durán; el ex director de Deportes José Luis Ballester y el ex gerente del velódromo Jorge Moisés- y ha asegurado que la gestión de las obras del pabellón Palma Arena fue "correcta", informa EFE.

El portavoz del PP de las Islas Baleares, Carlos Simarro, ha comparecido esta tarde ante los medios de comunicación tras la detención hoy de cinco personas y se ha mostrado convencido de la "inocencia" de las tres vinculadas al partido, al tiempo que ha pedido "absoluta prudencia" y "confianza en nuestra gente". Simarro, que ha estado acompañado por la ex alcaldesa de Palma Catalina Cirer, ha solicitado que se respete la presunción de inocencia de los detenidos y que no se filtre información de la investigación judicial para que no se realicen "juicios paralelos".

"Los detenidos tendrán la ocasión de dar todas las explicaciones necesarias acerca de la gestión que hicieron en su momento", ha continuado Simarro, quien ha repetido que su partido "está seguro de que todos los detenidos son inocentes".

Cirer, por su parte, ha hablado como miembro del grupo municipal del PP pero también como ex alcaldesa de Palma en el periodo en que se produjeron los hechos que ahora son objeto de la investigación, y ha dicho no tener "ninguna duda de que toda la gestión del proyecto Palma Arena fue perfecta y correcta". "La sensación que tenemos es de absoluta tranquilidad -ha subrayado Cirer-, la misma que tenemos desde que hace un año se dijo que podían haber irregularidades en el proyecto del Palma Arena".

Más información