Zaplana insinúa que podrían descubrirse irregularidades en la política penitenciaria del PSOE

El ex ministro Acebes asegura que la crispación actual sólo se recompondrá cuando Zapatero pierda unas elecciones

El portavoz parlamentario del PP, Eduardo Zaplana, ha asegurado hoy que aunque su deseo es analizar en sede parlamentaria la concesión de prisión atenuada a José Ignacio de Juana Chaos, el Partido Popular estará "encantado" de revisar las decisiones de anteriores gobiernos socialistas por si se pueden descubrir irregularidades en la aplicación de beneficios penitenciarios en el pasado.

Zaplana ha aventurado que el análisis de la política penitenciaria pasada podría permitir "esclarecer partes no legales de la política antiterrorista" de anteriores gobiernos socialistas.

Más información
Acercamientos tras el secuestro de Ortega Lara
Zapatero recuerda que Aznar excarceló a 306 etarras anticipadamente

"A nosotros nos preocupa el presente", ha puntualizado Zaplana. "Queremos hablar de la decisión sobre De Juana, pero que nadie se equivoque, no hay el más mínimo inconveniente en hablar de todo.

"Por mucho que quieran enredar, no hay ni un sólo caso de Gobiernos anteriores en el que se ceda al chantaje de los terroristas. No existe", ha enfatizado Zaplana antes de pedir de nuevo la ilegalización del Partido Comunista de las Tierras Vascas.

El dirigente del PP ha echado mano del diario de sesiones de la Cámara de 1990 y ha leído unas supuestas declaraciones del entonces diputado Rodríguez Zapatero en las que mostraba su apoyo al Gobierno de Felipe González que había decidido no tomar ninguna medida ante la huelga del terrorista del GRAPO José Manuel Sevillano. El terrorista murió poco después por su forma de protesta.

El acercamiento de presos de 1996

Por su parte, el secretario general del PP, Ángel Acebes, ha asegurado hoy que ésta es "la primera vez" en la que un Gobierno "cede al chantaje" de la organización terrorista y ha defendido que el Ejecutivo popular de José María Aznar "no cedió" cuando el funcionario de prisiones José Antonio Ortega Lara estaba secuestrado, tal y como denunció ayer el PSOE. "Ortega Lara sufrió tanto porque no se cedió, eso es una burda manipulación carente de sentido", ha subrayado.

En declaraciones a Antena 3, Acebes ha destacado que al concejal del PP Miguel Ángel Blanco le asesinaron porque "no se cedió", al igual que en el caso de Ortega Lara, y ha preguntado al Gobierno si la vida de De Juana Chaos "vale más" que la de Miguel Ángel Blanco o si el "sufrimiento" de Ortega Lara "valía menos" que el del preso etarra.

En este contexto, preguntado sobre si hubiese dejado morir a Ignacio de Juana Chaos si hubiese ocupado el cargo de ministro del Interior, ha explicado que hubiese puesto "comida y medios sanitarios" a su alcance pero que "nunca" se hubiese "sometido al chantaje" porque, a su juicio, "si cedes una vez nunca más vas a dejar de ceder".

Según indicó ayer el PSOE en un documento, tras el secuestro de Ortega Lara en enero de 1996, el Gobierno de Aznar reagrupó a 43 presos de ETA (13 de ellos con delitos de sangre) en cárceles vascas o próximas al País Vasco.

El entonces ministro del Interior, Jaime Mayor Oreja, dijo que la medida se había tomado para quitarle a ETA argumentos con los que pudiera justificar el asesinato de Ortega Lara, señala el informe del PSOE.

“Los miembros de ETA, en el supuesto de que en un momento determinado decidieran una actuación, que ojala no se produzca, lo tienen más complicado en el sentido de que no pueden justificar que aquí se ha producido una cerrazón y una intransigencia por parte de Interior”, declaró en aquellos días el ministro del PP.

"¿Cuál va a ser la siguiente rendición?"

Por otra parte, Acebes ha afirmado que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, "no quiere" comparecer en el Congreso para explicar la decisión de atenuar la pena al etarra para "evitar" que se le pregunte sobre "cuál será la siguiente rendición" del Ejecutivo ante ETA.

Acebes ha defendido que una decisión como la tomada por el Ejecutivo sobre el futuro penitenciario de De Juana "merece" ser debatida en el Congreso porque ha generado "muchísima indignación, crispación y preocupación" entre ciudadanos "de cualquier ideología". "No quieren ir para evitar que se pregunte cuál será la siguiente cesión", ha criticado tras señalar que "después viene el debate de Batasuna y las elecciones".

En este sentido, ha explicado que la concentración convocada por el PP para el próximo sábado en Madrid está "abierta" a toda la sociedad "vote lo que vote" y que "defienda la libertad" y lamentó que ha habido "demasiado sufrimiento" para que, "cuando ETA estaba derrotada", "venza a través del chantaje, la represión y las cesiones".

Banderas preconstitucionales

Además, respecto a la polémica creada entorno a la aparición de emblemas preconstitucionales en las últimas concentraciones contra la política del Gobierno, ha formado que el PP "tratará" de que no estén presentes en la manifestación del próximo sábado, aunque ha defendido que, "si entre un millón de personas aparece una bandera", ésta "no puede convertirse en protagonista".

Así, ha lamentado que "lo demás son intoxicaciones" y ha augurado que, en esta ocasión, el PSOE tratará de "difundir mentiras como en todas las manifestaciones". "La gente se va a manifestar libre y democráticamente, será una manifestación de ciudadanos libres que no quieren ceder", ha aseverado.

A su juicio, el clima de confrontación política actual sólo se recompondrá cuando Rodríguez Zapatero "pierda unas elecciones y se produzca un cambio de liderazgo en el PSOE" y ha acusado al presidente del Gobierno de ser el "responsable" de la ruptura de “todas las cuestiones fundamentales". "Claro que hay esperanza de volver al acuerdo, los pactos se van a recomponer cuando no esté Zapatero", ha concluido.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS