Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dos muertos en una explosión registrada en una fábrica de plásticos en Madrid

CC OO duda de que los obreros fallecidos cumplieran las normas de seguridad

Varios bomberos en la nave dedicada a la elaboración de plásticos donde se ha producido el siniestro.
Varios bomberos en la nave dedicada a la elaboración de plásticos donde se ha producido el siniestro. EFE

Al menos dos trabajadores han muerto en una explosión registrada esta tarde en una fábrica de plásticos situada en un polígono a las afueras de la localidad madrileña de San Fernando de Henares, según han informado a este periódico fuentes de Emergencias 112. De momento, se desconocen las causas del estallido.

Un portavoz de la Jefatura Superior de Policía ha confirmado que los fallecidos eran operarios de la nave industrial. La explosión se ha producido, según las mismas fuentes, sobre las cinco y media de la tarde cuando ambos operarios manipulaban productos químicos.

La explosión ha provocado un importante incendio en la nave, que ya ha sido controlado por los bomberos de la Comunidad de Madrid. Según las mismas fuentes, el incendio ha afectado también a otras naves colindantes y a estas horas Bomberos de la Comunidad trabajan en su extinción.

Las mismas fuentes policiales han asegurado que no hay riesgo de contaminación. La nave siniestrada se encuentra en el parque empresarial de San Fernando de Henares, en la calle Astronomía con Sistema Solar.

Pertenece a la empresa Guica S.A., dedicada a la elaboración de plásticos y jabones. Los fallecidos, ambos varones, aún no han sido identificados debido al estado en el que se encuentran los cuerpos.

El secretario de Salud Laboral de CC OO de Madrid, Carmelo Plaza, ha dudado de que los dos obreros cumplieran las normas de manipulación y seguridad de los dos disolventes que explosionaron. Plaza ha asegurado que el accidente se produjo mientras los operarios manipulaban propanol y etanol, unos productos que son "de los más peligrosos que existen en la industria porque son fácilmente volátiles e inflamables". También ha indicado que su manipulación requiere "unos procesos muy medidos y ajustados y se requieren unas medidas de seguridad y tenemos muchas dudas de que se llevaran a cabo en esta pequeña empresa de 16 trabajadores. Además, se necesita una formación específica y concreta por parte de los trabajadores".