Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El ex jefe del Ejército matiza sus declaraciones sobre los riesgos para la unidad de España

Defensa investiga al general Alfonso Pardo de Santayana

El Ejército de Tierra ha abierto una investigación sobre las palabras del general de cuatro estrellas Alfonso Pardo de Santayana, ex jefe del Estado Mayor del Ejército (JEME), pronunciadas en un brindis durante un acto celebrado la noche del viernes en Segovia. El propio general, en un escrito remitido al Ministerio de Defensa, ha matizado hoy sus declaraciones, en las que invocó riesgos para la unidad de España. Asegura que no estaba pensando en Cataluña y que se ha hecho "una mala interpretación" de sus palabras.

En un vino posterior a una conferencia que pronunció en la Sala de Reyes del Alcázar de Segovia, con motivo del XXIII Día del Alcázar, manifestó que "en un momento en que algunos creen que la unidad de España está en peligro, voy a brindar por el Rey, jefe del Estado español y de los ejércitos, como garante de esa unidad", según varios asistentes. Este comentario provocó que abandonaran el acto el subdelegado del Gobierno en Segovia, Juan Luis Gordo, y el alcalde de la ciudad, Pedro Arahuetes (PSOE), así como algunos de sus concejales. Pardo de Santayana señala en su escrito que cuando pronunció estas palabras palabras "no estaba pensando ni en el Gobierno ni en el Estatuto de Cataluña porque no tenía ninguna intencionalidad política".

En todo caso, fuentes del Ministerio de Defensa han informado de la apertura de una investigación para "determinar los términos exactos de las manifestaciones" ha sido ordenada por el JEME, el general Carlos Villar Turrau. El subdelegado del Gobierno en Segovia y el alcalde de la ciudad han declinado hacer declaraciones sobre el escrito en el que el general Pardo de Santayana explica su postura en su ánimo de no dar más trascendencia a lo sucedido.

"Una mala interpretación"

Asimismo, se marcharon del acto los concejales socialistas Juan Cruz Aragoneses y Juan Pedro Velasco, mientras que permanecieron otros representantes de instituciones, gobernadas por el PP, incluso dos concejalas socialistas. En el texto remitido al Ministerio de Defensa tras la apertura de la investigación, el general Pardo de Santayana señala: "Nada más lejos de mi ánimo haber creado un problema ni al ministro ni ti (JEME) ni al subdelegado del Gobierno ni al director de la Academia de Artillería de Segovia, menos crear este problema en un acto cultural de estas características".

Y añade que "en el momento en el que hice brindis no estaba pensando ni en el Gobierno ni en el Estatuto de Cataluña porque no tenía ninguna intencionalidad política. El Ejército es el Ejército de todos y siento que una mala interpretación haya causado un problema". Fuentes militares han señalado por su parte que en el escrito el general Pardo explica al JEME que se le ofreció hacer el brindis "de manera repentina cuando terminó la conferencia", que lo improvisó sobre la marcha, y lo que hizo fue usar una fórmula similar a la que ha utilizado en otros brindis durante su carrera militar.

El general señala también en su escrito que lo que recuerda haber dicho es que "ahora que hay algunos que ponen en duda la unidad de España es importante expresar nuestra lealtad al Rey como Jefe de las Fuerzas Armadas y del Estado". La Asociación Unificada de Militares (AUME) ha criticado las declaraciones y ha pedido que quien quiera hacer política "cuelgue el uniforme", abandone las Fuerzas Armadas y se aliste en un partido político. El secretario general de AUME, Mariano Casado, ha declarado que este tipo de afirmaciones generan en la sociedad "sentimientos contrarios" hacia las Fuerzas Armadas y perjudican a la institución puesto que da la impresión de que "no ha evolucionado". Pardo de Santayana ocupó el puesto de JEME entre octubre de 1998 y enero de 2003, cuando fue relevado por el general Luis Alejandre Sintes.