Aena reclama al Supremo la compensación por la covid que le negó el Gobierno

La empresa pactará con Interior el incremento de policías para evitar las colas que se han producido esta Semana Santa en los controles de los aeropuertos

Colas en los mostradores de facturación en la T4 del aeropuerto de Madrid-Barajas.
Colas en los mostradores de facturación en la T4 del aeropuerto de Madrid-Barajas.Efe

Aena interpuso el pasado 8 de marzo un recurso contencioso-administrativo ante el Tribunal Supremo para pedir el reequilibrio de sus cuentas por el impacto negativo que ha tenido la pandemia del coronavirus en el tráfico aéreo,según ha anunciado la empresa en su informe trimestral de resultados presentado este miércoles a la CNMV. El gestor aeroportuario había solicitado una compensación económica a través de las tarifas aeroportuarias que cobra a las aerolíneas, pero la Dirección General de Aviación Civil (DGAC), dependiente del Ministerio de Transportes, le negó esa compensación que, según la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, se elevaría a 1.365 millones de euros..

El conflicto arranca en marzo de 2021 cuando Aena solicitó a Aviación Civil la modificación del Documento de Regulación Aeroportuaria (DORA) para el período 2017-2021, al considerar que concurrían los requisitos para modificar al alza las tarifas previstos en la ley de 2014, puesto que la pandemia de la covid-19 constituía un hecho excepcional e imprevisible y que ocasionó una reducción de más de un 10% del tráfico aéreo, como se establece en la norma.

No obstante, mediante resolución de 16 de diciembre de 2021 la DGAC acordó no iniciar el procedimiento de modificación del DORA para la compensación solicitada. Ante esta denegación, Aena interpuso recurso de alzada, el cual fue igualmente desestimado por la Secretaría General de Transportes y Movilidad el pasado 23 de marzo de 2022, por lo que el gestor ha decidido recurrir a los tribunales.

“Esta solicitud de modificación está en línea, además, con las medidas adoptadas por los reguladores de diversos países europeos en los que se ha reconocido el desequilibrio económico sufrido por los gestores aeroportuarios con motivo de esta crisis sanitaria”, indica Aena en su informe de gestión.

Resultados del primer trimestre

En cuanto a sus cuentas, Aena redujo sus pérdidas netas un 60% en el primer trimestre del año, hasta situarlas en 96,4 millones de euros, frente al resultado negativo de 241,2 millones del mismo periodo de 2021, gracias a la mejora de la situación sanitaria y a la progresiva eliminación de las restricciones, según informa el gestor aeroportuario en su informe.

Los ingresos totales consolidados se incrementaron un 93,6% entre enero y marzo, hasta los 683,9 millones de euros, gracias a la mejora del tráfico aéreo, que provocó que los ingresos aeronáuticos se dispararan hasta los 415,1 millones de euros, el triple que en el primer trimestre de 2021, cuando aún estaban vigentes muchas restricciones de movilidad y la vacunación contra la covid apenas arrancaba.

Por contra, los ingresos comerciales de Aena cayeron un 7,5% en los tres primeros meses del año, hasta los 160,8 millones de euros. En esa caída de los ingresos comerciales ha tenido mucho que ver el decreto aprobado el pasado mes de septiembre por el Parlamento que obligaba a Aena a ajustar los alquileres de los locales al tráfico aéreo real y que, hasta el momento, ha tenido un impacto en sus cuentas de 93,3 millones. Aena reconoce que ha planteado la cuestión de inconstitucionalidad de la regulación de los alquileres que aprobó el Congreso de los Diputados en 43 procedimientos, sin que de momento ningún juez haya elevado esta cuestión al Supremo.

El número de pasajeros en los tres primeros meses del año se multiplicó por más de cuatro en España (+359,7%) respecto al mismo periodo del año anterior, alcanzando los 37,9 millones, lo que equivale al 71,8% del tráfico del primer trimestre de 2019, antes de la pandemia, con un aumento del tráfico nacional del 197,9% y un repunte del internacional del 595,5%.

Si se contabilizan los datos del Aeropuerto de Luton (Londres) y de los seis aeropuertos de Aena Brasil, la cifra total de pasajeros asciende a 43,4 millones, un 280,1% más respecto al mismo periodo de 2021, lo que equivale a una recuperación del 71,9% del tráfico de 2019.

De enero a marzo, Aena elevó su flujo de caja operativo hasta los 343,1 millones de euros, y su deuda financiera neta contable consolidada disminuyó hasta los 7.336,5 millones. En 2022, estima ejecutar una inversión en la red de aeropuertos en España de 535 millones, de los que a 31 de marzo de 2022 se han ejecutado 73,1 millones.

Colas en los aeropuertos

El presidente de Aena, Maurici Lucena, aseguró este miércoles que su compañía está en conversaciones con el Ministerio del Interior para evitar colas como las que se han registrado esta Semana Santa en los controles policiales de algunos aeropuertos, según aseguró en un encuentro organizado por la Confederación Española de Directivos y Ejecutivos (CEDE). Responde así a la petición de muchas aerolíneas y la asociación ALA que se quejaban de retrasos en los vuelos e incluso que muchos pasajeros (en torno a 3.000, según ALA) no habían podido subir a sus aviones por las demoras en los controles fronterizos por falta de efectivos, especialmente en el aeropuerto de Madrid-Barajas.

El responsable de Aena valoró que los resultados trimestrales invitan por primera vez al optimismo” después del “tsunami” de la pandemia, “porque el tráfico está volviendo con fuerza y a más velocidad de lo que se anticipaba hace unos meses”.

En relación con el conflicto judicial que enfrenta a Aena con las tiendas arrendatarias de aeropuertos que se niegan a aceptar la rebaja en los alquileres que les ha propuesto el gestor al considerarla insuficiente, Lucena afirmó que algunos se han “confundido” creyendo “que Aena no iba a defender sus intereses legítimamente”. “Hicimos una propuesta justa de rebaja del 58% que no les pareció bien a algunos de ellos, casualmente los que tienen los bolsillos más profundos, sobre todo tres multinacionales (en alusión a SSP, Áreas y Dufry), lo cual es curioso. Nos llevaron a los tribunales y Aena va a seguir defendiendo sus intereses hasta el final, porque lo contrario sería hacer una dejación imperdonable de responsabilidades”.

Sobre la firma

Ramón Muñoz

Es periodista de la sección de Economía, especializado en Telecomunicaciones y Transporte. Ha desarrollado su carrera en varios medios como Europa Press, El Mundo y ahora EL PAÍS. Es también autor del libro 'España, destino Tercer Mundo'.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS