Bitcoin

El BCE pide una regulación global del bitcoin por tratarse de un activo “altamente especulativo”

Christine Lagarde, presidenta del eurobanco, ha dicho que la criptomoneda se ha utilizado como herramienta para el lavado de dinero

El símbolo del bitcoin, la criptomoneda más valorada del mercado.
El símbolo del bitcoin, la criptomoneda más valorada del mercado.DADO RUVIC / Reuters

La presidenta del Banco Central Europeo, Christine Lagarde, ha pedido este miércoles una regulación global del bitcoin por tratarse de un “activo altamente especulativo” que en ocasiones sirve como “un negocio divertido”. El valor de la criptomoneda de referencia alcanzó el pasado viernes su máximo histórico rozando los 42.000 dólares (34.500 euros) tras una tremenda escalada de valor en 2020 que ha dado paso a fuertes subidas y bajadas en los últimos días hasta situarse en los 34.346 dólares (28.219 euros) este miércoles.

“Para aquellos que habían asumido que [el bitcoin] podría convertirse en una moneda... Lo siento de verdad. Pero se trata de un activo altamente especulativo que ha llevado a algunos negocios divertidos y algunas actividades de lavado de dinero interesantes y totalmente reprensibles”, ha dicho la representante del BCE en una videoconferencia organizada por Reuters.

Sobre el uso del bitcoin como herramienta para el blanqueo de capitales, Lagarde no ha dado ejemplos de casos en curso, pero sí ha dicho que ha habido investigaciones criminales en el pasado y que está “convencida” de que seguirá habiéndolas próximamente. Esta situación, según la líder del eurobanco, obliga a que la regulación de la divisa digital aúne a todos los Gobiernos para evitar fisuras fiscales. “La regulación tiene que ser acordada y aplicada a nivel mundial porque si hay una vía de escape, la van a utilizar. La acción multilateral es absolutamente necesaria, aunque sea iniciada por el G7, pase luego al G20 y termine ampliándose... pero es algo que hay que abordar”.

Pese las dudas que suscitan las monedas digitales entre los reguladores del euro, el BCE trabaja desde octubre en la creación de una criptomoneda europea, un “euro digital”, como lo denomina el eurobanco, “de coste cero, con fácil acceso, aceptado universalmente, libre de riesgos y de pago fiable”. Lagarde declaró en noviembre que podría estar operativo de aquí a dos o cuatro años, aunque este miércoles ha dicho que espera que entre en funcionamiento antes de “no más de cinco años“. “Mi corazonada es que llegará”, dijo en noviembre la presidenta de la entidad, según declaraciones recogidas por Bloomberg. “Si es más barato, más rápido, más seguro para los usuarios, entonces deberíamos explorarlo. Si va a contribuir a una mejor soberanía monetaria y a una mejor autonomía para la zona euro, creo que deberíamos explorarlo”.

El banco comunitario abrió en octubre una consulta pública para recoger las inquietudes de la población sobre la creación de esta divisa, que ha concluido este martes con más de 8.000 comentarios de ciudadanos, empresas y asociaciones que serán “importantes” a la hora de dar forma a la moneda electrónica. En los resultados, recogidos por Europa Press, el 41% de los participantes ha pedido al BCE que implemente características en el euro digital para garantizar la privacidad de los pagos. Por detrás se situaron aspectos como la seguridad (17%) o que tenga un alcance paneuropeo (10%).

“Es difícil decir [lo lejos que estamos del euro digital] porque en el mundo fintech las cosas cambian superrápido y no solo necesitamos estar alerta, sino avanzar de manera segura”, ha explicado este miércoles Lagarde, quien ha asegurado que no se trata de algo “para mañana”, sino que llevará tiempo, aunque ha expresado su convencimiento de que “habrá un euro digital” porque el BCE debe dar respuesta a la demanda de los ciudadanos y “esa demanda está”.

Lo más visto en...

Top 50