AUTOMÓVILES

Ford presenta su sexto expediente temporal de empleo en Almussafes para ajustar la producción

Duraría hasta finales de año y afectaría a la fabricación de motores y el montaje de vehículos

Modelos de la marca Ford en una concesionario.
Modelos de la marca Ford en una concesionario.DAVID ZALUBOWSKI AP

La dirección de Ford ha planteado este viernes a los trabajadores de la fábrica de Almussafes (Valencia) la presentación de un nuevo Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE), que se aplicaría hasta final de año y afectaría a las áreas de montaje de vehículos y fabricación de motores, según fuentes sindicales. Sería el sexto expediente en dos años que afronta la factoría automovilística, que emplea a 7.200 trabajadores.

La empresa ha convocado formalmente a los agentes sociales a una reunión el próximo lunes donde presentará una memoria económica del expediente y concretará a cuantos trabajadores afecta en principio la medida que, según la compañía, se adopta para ajustar la producción a la demanda del mercado.

La firma del óvalo convocó el pasado jueves por la tarde a los representantes de los trabajadores para una reunión de la comisión consultiva, que se ha celebrado sobre la una de la tarde de hoy, y en la que Ford ha planteado la necesidad de un nuevo ERTE por motivos económicos, ya que, aunque las ventas del nuevo modelo Kuga se han recuperado, en el resto de modelos los niveles de venta no son suficientes.

Ford pretende reducir la producción en este último cuatrimestre de 2020, hasta finales de año, con un ERTE que afectaría a las instalaciones de fabricación de vehículos y de motores, han indicado las mismas fuentes.

2019 no fue un buen año para la planta valenciana, que sufrió cuatro expedientes de regulación de empleo temporal, el último sobre 6.000 de sus empleados para asumir una reducción de 9.000 unidades de producción. En 2020 se aprobó un quinto expediente temporal por los efectos de la covid-19, que acabó el 31 de julio, y ahora se presenta el sexto. En medio, la planta valenciana pactó el despido de 350 trabajadores, de los 200 han abandonado ya la factoría.

La fábrica valenciana ensambla unos 1.600 vehículos diarios de los modelos Kuga, Transit, Mondeo, Galaxy y S-Max, y hace unos meses comenzó el montaje de la nueva generación de Kuga. La compañía ha invertido 3.000 millones de euros en Valencia desde 2011, de ellos 750 para apoyar la producción del nuevo modelo, el vehículo más electrificado de Ford hasta la fecha.

Lo más visto en...

Top 50