LA CRISIS DEL CORONAVIRUS

El IPC cae en mayo hasta el -0,9%, una décima menos de lo esperado, por las gasolinas, los coches y la covid-19

El índice interanual encadena cuatro meses de retrocesos y suma dos en tasas negativas, según el INE

Aparcamiento de coches nuevos listos para la distribucion del grupo Tradisa en Sant Boi del Llobregat (Barcelona).
Aparcamiento de coches nuevos listos para la distribucion del grupo Tradisa en Sant Boi del Llobregat (Barcelona).MASSIMILIANO MINOCRI / EL PAÍS

A pesar del avance en la desescalada y de la cercanía del final del estado de alarma, la pandemia de la covid-19 sigue resultando un agente determinante a la hora de analizar la evolución mensual del IPC, lo que condiciona inevitablemente los resultados obtenidos por los sucesivos estudios del Instituto Nacional de Estadística (INE). Según los datos publicados este viernes, la tasa de variación anual del IPC del mes de mayo se sitúa en el -0,9%, dos décimas por debajo de la registrada en abril y una menos de lo esperado, siendo la más baja desde mayo de 2016. La bajada del precio de los carburantes y en menor medida de los automóviles, sostiene este desplome, con el que el índice interanual encadena cuatro meses de retrocesos y suma dos meses en tasas negativas. Además, la tasa anual de la inflación subyacente se mantiene en el 1,1%, y la variación mensual del índice general es del 0,0%.

“Esta caída demuestra que necesitamos fortalecer nuestra demanda interna", asegura Mari Cruz Vicente, secretaria de Acción Social de Comisiones Obreras (CC OO). Desde la Unión General de Trabajadores (UGT) muestran su escepticismo en cuanto a la composición de los productos que forman la cesta de la compra, y reclaman al Gobierno que intervenga para regular el crecimiento de los bienes de primera necesidad. “Los precios bajan pero habría que estudiar la verdadera cesta de la compra de la covid-19, e instamos al Gobierno a que controle los precios para que no se produzcan subidas abusivas, especialmente en aquellos bienes y servicios de primera necesidad. Además, los precios de los bienes que se han podido seguir consumiendo crecen a tasas cercanas al 3%”, señala Isabel Araque, secretaria confederal de UGT. Desde este sindicato también condicionan el estudio de los precios a la nueva realidad de muchos trabajadores. “Sería importante tener una estimación de los gastos que se han afrontado debido a la implantación masiva de prácticas de teletrabajo, que habrían absorbido los hogares en lugar de las empresas”, indican.

La Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) estima que en los próximos meses “se espera que la inflación continúe registrando tasas negativas, volviendo a tasas positivas al finalizar el verano, aunque cercanas a cero”. Y justifican este comportamiento en función de “la evolución de los precios del petróleo y del impacto sobre la economía de la extensión en el tiempo de la crisis del coronavirus”.

Como ya ocurriera en los dos meses anteriores, la recogida de precios por parte de Estadística se ha realizado de nuevo íntegramente por medios telemáticos al encontrarse todavía vigente el estado de alarma, a pesar de que muchos establecimientos comerciales ya han ido abriendo paulatinamente. Sin embargo, estas aperturas se han llevado a cabo con restricciones de aforo, por lo que para el cálculo del IPC de mayo se han mantenido las pautas establecidas por Eurostat, que modifica parte de sus tratamientos técnicos para la estimación de los precios. Por ello se han tenido que estimar el 18,6% de los precios, lo que se corresponde con un 21,0% de la ponderación del índice.

Condicionadas las pautas de consumo de los hogares por las restricciones derivadas del estado de alarma, el INE ha calculado dos agregaciones especiales, Bienes COVID-19 y Servicios COVID-19, para recoger la evolución de los bienes y servicios que se adquirieron con mayor frecuencia durante el mes de mayo. Mientras que el primero hace referencia a productos de alimentación, bebidas, tabaco, limpieza y artículos no duraderos para el hogar, productos farmacéuticos, comida para animales y artículos para el cuidado personal; en el segundo grupo se evalúan los servicios de alquiler de vivienda y garaje, la distribución de agua, alcantarillado, recogida de basuras, gastos comunitarios, electricidad, gas, gasóleo para calefacción, servicios de telefonía, música y televisión en streaming, seguros, comisiones bancarias y servicios funerarios.

Bajan el pescado fresco y las carnes de porcino y ave

Según publica el INE, la tasa anual de los Bienes COVID-19 se sitúa en el 2,8% en mayo, tres décimas menos que el mes anterior, y los productos que destacan son los alimentos no elaborados, cuya tasa alcanza el 5,4%, un punto y medio menos que la registrada en abril. También se advierte de las bajadas de los precios del pescado fresco y las carnes de porcino y de ave, frente a las subidas registradas en 2019. Las legumbres y hortalizas frescas, excepto las patatas, también bajan este mes más de lo que lo hicieron el año pasado. En cuanto a los Servicios COVID-19 su variación anual aumenta cuatro décimas y se sitúa en el –4,0%, lo que se debe principalmente al aumento de los precios de la electricidad este mes, y que descendieron en 2019.

Según el INE, el aumento del 6,8% respecto al mes de abril de las frutas, unido al descenso del 3,6% en legumbres y hortalizas, y del 2,3% para pescado y mariscos, han derivado en la que tasa de variación mensual para los Bienes COVID-19 sea del 0,0%. Un porcentaje calcado al de los Servicios COVID-19, en los que cabe reseñar el aumento del 1,1% de los precios de la electricidad, y la bajada del –7,5% del gasóleo para calefacción.

“Es el momento de recuperar la Negociación Colectiva como elemento de cohesión social y con el objetivo de reactivar los salarios para evitar que sean los trabajadores los que paguen las consecuencias de la crisis”, añade Vicente. “Aunque la perspectiva de que la inflación vaya a mantenerse en una senda moderada incluso con riesgos deflacionistas, esta proporciona margen de maniobra suficiente para emprender las políticas fiscales expansivas, sostenidas en el tiempo, que nos permitan una reestructuración económica rápida, eficaz y justa socialmente”, se suman desde UGT.

Información sobre el coronavirus

- Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

- Así evoluciona la curva del coronavirus en España y en cada autonomía

- Preguntas y respuestas sobre el coronavirus

- Guía de actuación ante la enfermedad

- En caso de tener síntomas, estos son los teléfonos que se han habilitado en cada comunidad

- Pinche aquí para suscribirse a la newsletter diaria sobre la pandemia

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

EmagisterFORMACIÓN CON DESCUENTO

Lo más visto en...

Top 50