Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Apple y Microsoft admiten que sus dispositivos están afectados por el fallo de seguridad en los chips

Las compañías preparan nuevas medidas de protección para paliar estas deficiencias

Imagen de un iPhone 8 Plus de la compañía Apple.
Imagen de un iPhone 8 Plus de la compañía Apple. AP

Apple y Microsoft admiten que sus dispositivos están afectados por el fallo de seguridad de los microprocesadores. Se trata de una vulnerabilidad masiva que, por el momento, no ha provocado ningún ataque conocido, pero de tal calibre que los implicados corren para adoptar medidas de urgencia que tapen este bug (error). Los últimos en mover ficha han sido Apple y Microsoft, y el primero lo ha hecho de una manera franca y sin cortapisas: prácticamente todos sus equipos (ordenadores, tabletas y móviles) están afectados por este problema de diseño, y de hecho únicamente se libra el Apple Watch.

El creador de los Mac ha extendido sus explicaciones aclarando que Meltdown ya ha sido atajado mediante las actualizaciones iOS 11.2, macOS 10.13.2 y tvOS 11.2 que llevan tiempo distribuidas entre los equipos de la casa. Apple ha explicado, además, que la solución aplicada no ha tenido ningún impacto en el rendimiento, tal y como se sospechaba cuando fue destapado el affaire. Otro gallo canta para el más temido de los dos bugs: Spectre; para este segundo, el fabricante californiano sigue trabajando en una doble solución, mediante sendas actualizaciones en Safari, el navegador de la casa, y de las plataformas afectadas. Estos parches llegarían en los próximos días, pero gigante ha querido tranquilizar a sus usuarios afirmando que Spectre requiere de una app que se instale en el sistema, con lo que bastaría con asegurarse que el desarrollador de dicha aplicación sea de confianza (o descargarla desde las propias tiendas de la casa), para minimizar el riesgo.

La otra gran amenaza de Spectre y Meltdown se encuentra en la nube, ya que el diseño de los procesadores también afecta a los servidores que la gestionan. Microsoft es uno de los grandes players en este terreno mediante Azure, y ha corrido a emitir un comunicado en el que se explican las medidas adoptadas y las que quedan por adoptar para librar al sector corporativo de estos bugs. Así las cosas, Microsoft ha publicado un comunicado en el blog de Azure en el que explica que ya se han comenzado a liberar actualizaciones que corrigen parte de las las vulnerabilidades, e insta a los administradores de sistemas a reiniciar los servidores para que surtan efecto. El creador de Windows ha sido menos claro que Apple en lo que respecta al posible impacto en el rendimiento de los equipos debido a estos parches, afirmando que “la mayoría de los clientes de Azure no deberían notar un impacto en el rendimiento”, una afirmación un tanto ambigua que deja la puerta abierta a una potencial ralentización en los equipos más viejos.

Entre tanto, navegadores como Firefox han liberado ya actualizaciones que cierran la posible vulnerabilidad de Spectre y Meldown, con lo que puede ser una buena idea emplear dicho navegador hasta que el resto de los afectados publiquen sus respectivas actualizaciones. La cotización de las acciones de Intel, entre tanto, parece haber frenado su caída y se ha estabilizado, mientras AMD sigue aprovechando el descenso de su rival con el valor de sus acciones al alza.

Más información