Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

CaixaBank sube al 45% su participación en BPI

El banco catalán ha presentado una opa sobre el portugués, condicionada al fin de la limitación de votos

Isidro Fainé
Isidro Fainé REUTERS

CaixaBank ha subido su participación en el banco portugués BPI hasta el 45,1% de las acciones, según ha comunicado a la Comisión portuguesa del Mercado de Valores. CaixaBank ha presentado una opa para hacerse con la totalidad de BPI.

Hasta hace unos meses, CaixaBank tenía el 44% de las acciones del banco, sin embargo a raíz del lanzamienrto de su segunda opa ha ido comprando acciones para aumentar su peso. Según el comunicado de la CMVM; ahora tiene el 45,1% de las acciones y el 45,33% de los derechos de voto, dato fundamental para el próximo futuro.

Desde hace un año y medio, los dos primeros accionistas de BPI libran una batalla por el futuro del banco, bloqueado por la limitación de los derechos de voto en la entidad. Caixabank tiene el 45% de las acciones y el segundo accionista, la angoleña Isabel dos Santos el 20% (18% a través de Santoro y 2% a través del banco BIC); sin embargo, ambos accionistas tienen los mismos derechos de votos: el 20%, lo máximo que permiten los estatutos del banco. Como las decisiones más trascendentales del banco han de tomarse por dos tercios de los votos, la entidad está bloqueada al no ponerse de acuerdo españoles y angoleños.

El pasado año, CaixaBank lanzó una opa al precio de 1,3 euros, pero condicionado a que se pusiera fin a la limitación del derecho de votos. La opa fue rechazada por el consejo del banco, que exigía más de dos euros por acción.

En abril, lanzó la segunda opa a un pecio más bajo, 1,112 euros, pero las posibilidades de éxito son mayores. Entre medio, el Gobierno portugués aprobó una ley para que las asambleas de los bancos aprueben o no el fin de la limitación de los votos. En esa votación también se necesitan los dos tercios, pero cada acción vale un voto; por ese motivo CaixaBank sigue comprando acciones que ahora sí pueden tener un valor decisivo.

El banco catalán no está solo en su propuesta, ya que cuenta con el apoyo del accionista alemán Allianz, que tiene el 8% de las acciones, y también cuenta con la mayoría del consejo del banco. Dos Santos tiene el apoyo de la familia Viola, el primer socio portugués del banco, con un 2%.

Si se aprueba el día 22 el fin de la limitación de los votos, CaixaBank seguirá adelante con la opa y conseguirá además de tener la mayoría del banco, gestionarla de acuerdo a sus intereses.