Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
RIQUEZA DE LOS HOGARES

La deuda de familias y empresas se reduce mientras la pública crece

El endeudamiento de hogares y compañías en 2015 se redujo a niveles de 2005, lo que impulsa la riqueza familiar un 4,8% interanual

Un hombre saca euros de un cajero automático
Un hombre saca euros de un cajero automático EFE

Las administraciones públicas acumulan más déficit y más deuda mientras familias y empresas siguen soltando lastre. Según el Banco de España, la deuda bruta de compañías (sin contar bancos) y los hogares alcanzó 1,861 billones de euros a finales de 2015, es decir, el 172,1% del PIB. Son 13,2 puntos porcentuales por debajo de la ratio registrada un año antes. "El desapalancamiento financiero de estos dos sectores desde 2010 ha hecho que sus ratios de deuda en relación con el PIB se hayan situado en los niveles observados en el período 2005-2006", señala la institución.

Las familias reducen su endeudamiento, al tiempo que aumentan sus productos de ahorro y activos financieros, lo que ha hecho crecer la riqueza de las familias. En términos netos, superó los 1,23 billones de euros a cierre de 2015, lo que supone un 4,8% más que en 2014.

En concreto, el total de activos financieros de los hogares alcanzó al final de 2015 un importe de 2,01 billones de euros, un 1,7% más que en 2014. "Por componentes, el grueso de los activos financieros de los hogares se encontraba a finales de 2015 en efectivo y depósitos (el 42% del total), seguidos de participaciones en el capital (25%), participaciones en fondos de inversión (12%) y en sistemas de seguros y fondos de pensiones (17%)", desgrana el Banco de España.

Las participaciones en fondos de inversión fueron el componente que más incrementó su peso en los activos financieros de los hogares (con un aumento de 1,2 puntos porcentuales) en 2015, mientras que las tenencias de efectivo y depósitos fueron las que más cayeron (-0,8 puntos).