El Banco de Inglaterra ve cerca una subida de los tipos de interés

Carney esgrime la solidez de la recuperación, aunque los precios siguen estancados

Mark Carney, gobernador del Banco de Inglaterra.
Mark Carney, gobernador del Banco de Inglaterra. NEIL HALL (REUTERS)

El gobernador del Banco de Inglaterra, Mark Carney, declaró ayer que “se está acercando” el momento de subir los tipos de interés por encima del mínimo histórico de 0,5% en que llevan asentados desde 2009. Cualquier subida, aseguró, será gradual y de alcance limitado. Pero Carney, en su primera intervención sobre política monetaria desde las elecciones generales de mayo, invitó a las familias a prepararse de cara a la que sería la primera subida de tipos desde el final de la crisis financiera.

La solidez de la recuperación económica ha sido el principal argumento esgrimido por Carney para sugerir una eventual subida de tipos. Y eso, a pesar de que la tasa de inflación interanual volvió a cero en el mes de junio, tras una breve subida del 0,1% en mayo. “El punto en el que los tipos de interés pueden empezar a subir se está acercando, dada la evolución de la economía”, declaró el gobernador del banco central británico, en la que fue su primera intervención sobre política monetaria desde las elecciones generales de mayo.

En su discurso ante el Comité del Tesoro del Parlamento, el gobernador invitó a los hogares británicos a prepararse de cara a un eventual cambio al alza, aunque gradual, en la tendencia de la política monetaria. “Inevitablemente habrá sacudidas y ajustes, aunque las familias has realizado progresos en reducir su exposición”, añadió.

Carney lleva más de un año advirtiendo de la cercanía de una subida de tipos. Pero esta vez los mercados han reaccionado fortaleciendo la libra respecto al dólar y el euro.

Los tipos de interés de la libra esterlina están en el 0,5% desde el 5 de marzo de 2009. En esa fecha se lanzó también un programa de compra de activos mediante la emisión de reservas, que se fue ampliando progresivamente hasta alcanzar los 375.000 millones de libras (505.000 millones de euros) en julio de 2012.

El crecimiento del empleo, pero con productividad e inflación bajas, ofrece al Banco de Inglaterra, igual que a la Reserva Federal estadounidense, margen de tiempo para plantear una subida de tipos. La autoridad monetaria británica espera que los precios suban a finales de este año, cuando la pronunciada caída en el precio del petróleo en la segunda mitad de 2014 quede neutralizada en las comparaciones interanuales.

Carney se refirió también a la crisis de la deuda griega, cuyo perfil no es sostenible, dijo, en la manera actual. “A juicio del FMI y de otras autoridades, y yo compartiría esos juicios, no es sostenible es su forma actual”, señaló el gobernador. Y añadió que “serán necesarios esfuerzos hercúleos de todas las partes para que tenga éxito el acuerdo sobre Grecia”.

Sobre la firma

Pablo Guimón

Es el redactor jefe de la sección de Sociedad. Ha sido corresponsal en Washington y en Londres, plazas en las que cubrió los últimos años de la presidencia de Trump, así como el referéndum y la sacudida del Brexit. Antes estuvo al frente de la sección de Madrid, de El País Semanal, y fue jefe de sección de Cultura y del suplemento Tentaciones.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción