Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las dudas sobre la banca griega lastran las Bolsas europeas

La fuga de depósitos se recrudece en Grecia mientras sigue sin haber acuerdo del rescate

Panel informativo en la Bolsa de Madrid.
Panel informativo en la Bolsa de Madrid.

Las Bolsas europeas han acabado el día en pérdidas ante la falta de acuerdo entre el nuevo ministro de Finanzas griego, Yanis Varoufakis, y el resto de sus homólogos de la zona euro sobre el rescate. Las ventas, que se habían disipado a media sesión tras la avalancha sufrida a primera hora, han vuelto a coger fuerza por la tarde tras el final de la reunión en Bruselas y después de confirmarse que la banca de Grecia sigue sin superar sus graves problemas.

Según ha revelado Bloomberg, las entidades griegas necesitan más liquidez de la líneas de emergencia del BCE, que de momento siguen con el grifo abierto. Con este dinero, esperan poder superar la fuga de depósitos que padecen desde que Syriza ganó las elecciones en Grecia a finales de enero. Tal y como publicó hace unos días el diario Kathimerini, los bancos han perdido desde finales de 2014 depósitos por unos 15.000 millones de euros, hasta los 145.000 millones.

En Atenas, la Bolsa helena, la principal afectada por el desplome de su sector financiero y la ausencia de sintonía en Bruselas, ha retrocedido un 2,45% al cierre. Algunos de sus bancos como el Pireo o el Alpha, han cedido un 9% o un 8%.

En España, el Ibex 35 ha cerrado en tablas (+0,08%) tras llegar a ceder un 1,2% a primera hora. En cuanto al resto de parqués, el francés Cac 40 y el Dax alemán han retrocedido un 0,25% y un 0,50%, mientras el Ftse británico ha avanzado un 0,36% ajeno a las tensiones que sufre la eurozona. En su apertura, el Dow Jones de Wall Street también cotizaba en rojo. La prima de riesgo griega repunta un 1,77% hasta los 950 puntos básicos y el diferencial español se ha situado en 123 puntos básicos, en línea con la víspera.

Este lunes, la reunión de 19 titulares de ministros de Economía y Finanzas de la eurozona del lunes en Bruselas concluyó por segunda vez en menos de una semana en desacuerdo sobre la prórroga de seis meses del rescate de la troika (la terna compuesta por la Comisión Europea, el BCE y el Fondo Monetario Internacional). El Eurogrupo, con el aval de la elevada cohesión interna en sus filas, busca que Atenas acepte el ultimátum y el nuevo Gobierno de Syriza se resiste. En las últimas horas las declaraciones han sido variopintas: desde un llamamiento a la calma de Varoufakis, que espera "un muy buen resultado" de las negociaciones en curso, hasta el rechazo frontal del portavoz del Ejecutivo de Alexis Tsipras, que este martes ha dejado caer que Grecia no aceptará una prórroga del memorando "ni con una pistola en la sien".

En España el foco de los inversores se reparte entre las negociaciones entre Atenas y Bruselas, la oferta pública de adquisición presentada por CaixaBank sobre el tercer banco portugués, BPI, y las presentaciones de resultados de Gas Natural Fenosa y Liberbank. CaixaBank ha bajado un 3,3% y BPI se ha disparado. Por su parte, Gas Natural Fenosa, que ganó en 2014 un 1,2% más, ha caído cerca de un 2% y Liberbank, tras quintuplicar sus beneficios, ha perdido un 0,15%.