Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Under Armour crea la mayor comunidad deportiva online

La segunda firma de ropa deportiva mundial paga 560 millones de dólares por las aplicaciones MyFitnessPal y Endomondo

Kevin Plank, fundador y consejero delegado de Under Armour.
Kevin Plank, fundador y consejero delegado de Under Armour. Bloomberg

Under Armour no se conforma con hacer ropa de deporte, es la segunda empresa de Estados Unidos en este campo, solo por detrás de Nike. La firma, nacida hace 20 años, ha pagado 560 millones de dólares para convertirse en la mayor base de datos mundial de fitness comprando dos aplicaciones, MyFitnessPal (475 millones) y Endomondo (85). En total cuenta con 120 millones de usuarios si se suman los 80 de MyFitnessPal, 20 de Endomondo y otros 20 de MapMyFitness, adquirida a finales de 2013.

MyFitnessPal, nacida en San Francisco y con aplicación para iPhone desde 2009, promueve un estilo de vida más saludable a través de la introducción de datos del usuario: hábitos deportivos, alimentos ingeridos, evolución de peso… Su financiación era de 18 millones de dólares con Kleiner Perkins entre sus inversores. Cuenta con 100 trabajadores.

Mike Lee, su fundador y consejero delegado, cree que tras la compra podrán seguir aportando conocimiento: “Tenemos un amplio conocimiento en salud y bienestar, asi como recursos para guiar a nuestros 80 millones de usuarios a conseguir sus metas”.

Endomondo, de Copenhague, es veterana, no solo funciona con Android e iOS, como las dos anteriores, sino también en Windows Phone y Blackberry. Su gran valor reside en ser capaz de medir la intensidad del ejercicio juntos con sensores de Jabra, Garmin, Fitbit o Withings.

Under Armour se arma así frente a Nike, cuya comunidad Nike+ contaba con 18 millones de usuarios la última que hicieron públicos sus datos a finales de 2013.

Kevin Plank, a través de unas declaraciones enviadas por su servicio de comunicación, niega que haya un efecto halo y considera que aportarán un gran valor a su empresa. “Además, serán una fuente de ingresos a través de la publicidad y los pagos en sus versiones premium”, subraya.

Durante el pasado CES de Las Vegas, en enero, la empresa textil ocupó un amplio espacio en la zona dedicada al deporte y bienestar. Fue ahí cuando desveló su primera aplicación, muy básica si se compara con lo que acaba de comprar y también su acuerdo con el fabricante de móviles HTC para crear nuevos productos que usasen el conocimiento de ambas empresas. HTC ya ha integrado Fitbit, para seguimiento de actividad moderada en sus teléfonos más avanzados. Esta unión permite a Under Armour adentrarse en el cada vez más disputado mundo de los wearables.

La meta es clara, tener un puente tendido para su desembarco en Europa, donde quieren derrotar a Adidas como segunda del mercado, pero también mirar al futuro con un buen catálogo de productos que unan tecnología y deporte en la ropa.

Más información