JPMorgan compensará a grandes inversores con 3.340 millones

La entidad quiere cerrar los litigios por el empaquetado de deuda hipotecaria, que heredó tras salir al rescate de Bears Stearn

JPMorgan Chase está en todas las salsas. El mayor grupo financiero de EE UU trata desde hace meses resolver cuanto antes los litigios abiertos por las operaciones de empaquetado de deuda hipotecaria, que heredó tras salir al rescate de Bears Stearns. En este suma y sigue, ahora le toca desembolsar 4.500 millones de dólares (3.340 millones de euros) a un grupo de poderosos inversores institucionales.

 La entidad que dirige Jamie Dimon está pasando por el mismo trago legal que Bank of America, que tuvo que hacer una limpieza a fondo bajo las alfombras de Merrill Lynch y Countrywide. De hecho, la compensación pactada por JPMorgan es con el mismo grupo de 21 firmas a las que el segundo banco de EE UU tuvo que pagar 8.500 millones hace dos años.

Con este dinero, trata de reparar las pérdidas que sus grandes clientes sufrieron con los activos que le vendió vinculados a hipotecas subprime. Los bonos en cuestión se fueron a pique cuando el mercado inmobiliario colapsó. Bear Stearns fue la primera firma de Wall Street en admitir, en la primavera de 2007, las pérdidas provocadas por su apuesta en el ladrillo.

Engaño en la deuda

“Es otro paso para resolver litigios heredados”, afirma el banco en una nota. Entre las firmas demandantes que recibirán la compensación se encuentra el gestor de fondos BlackRock, su rival Goldman Sachs y la aseguradora MetLife. Acusaban a JPMorgan de haberles engañado sobre la calidad de la deuda que le compraron. Para que el desembolso sea efectivo, debe aprobarlo un juez.

El pacto con los inversores va a en paralelo a la negociación con el Departamento de Justifica de EE UU, para cerrar también una serie de casos que tienen su origen en la crisis financiera. La cifra que se barajaba hace unas semanas era de 13.000 millones. También acaba de cerrar el pago de 5.200 millones con la agencia de la vivienda para compensar a Fannie Mae y Freddie Mac.

Y como no hay dos sin tres, esta misma semana la agencia de calificación Moody´s procedió a recortar un peldaño la nota de solvencia junto a Goldman Sachs, Morgan Stanley y Bank of New York Mellon. Se considera que por la nueva regulación, estas entidades consideradas demasiado grandes para quebrar tienen menos posibilidades de ser rescatadas en caso de dificultad.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción