Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Por unos 559 millones de euros, deuda incluida

La informática japonesa NTT Data compra el grupo consultor español Everis

La prensa japonesa calcula que el importe de la operación ronda los 559 millones de euros

NTT Data Corporation, la filial de servicios informáticos del grupo de telecomunicaciones japonés NTT, ha alcanzado un acuerdo para adquirir el grupo español de consultoría y proveedor de servicios TIC Everis, según ha informado la compañía nipona en un comunicado.

El importe de la operación no ha sido precisado por las empresas, aunque se calcula que ronda los 75.000 millones de yenes (unos 559 millones de euros), deuda incluida, según distintas informaciones publicadas en la prensa japonesa.

En la actualidad, Everis opera en varios países de Europa (España, Reino Unido, Italia y Portugal) y Latinoamérica (Brasil, Chile, México, Argentina, Colombia y Perú), y cuenta con más de 10.000 empleados en todo el mundo. NTT Data ha señalado que esta alianza forma parte de su estrategia para acelerar sus actividades de globalización y ampliar su cartera de oferta global y su presencia fuera de Japón. Así, ha indicado que la colaboración con Everis le permitirá obtener acceso no sólo a los grandes clientes en gran parte de España y en varios países de América Latina, sino también a empresas multinacionales que tienen presencia en estos países.

Sede y domicilio fiscal en España

Tras la firma de este acuerdo, Everis mantendrá su sede social y domicilio fiscal en España, así como la totalidad de sus equipos directivos y profesionales en todos los países. El presidente de la firma, Fernando Francés, ha asegurado que la operación permitirá al grupo ser "más fuerte y aumentar músculo para acceder a los grandes proyectos".

Everis inició su andadura en Madrid en 1996, y tiene como socios inversores al fondo de inversión 3i (18,33%), al grupo Landon (6,34%) y al fondo de inversión británico Hutton Collins (10,44%), además de un grupo minoritario de pequeños accionistas. Además de la actividad privada, ha obtenido numerosos contratos de administraciones públicas como la gallega o la madrileña. En el ejercicio cerrado el pasado 31 de marzo alcanzó una facturación de 591 millones de euros.