Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Audiencia de Madrid anula la causa contra Blesa por el crédito a Díaz Ferrán

El órgano afirma que las medidas dictadas contra el banquero eran desproporcionadas

Algunas decisiones no se entienden salvo "facultades adivinatorias inusuales" del juez, dice

el auto que no supone la excarcelación inmediata de Blesa

El expresidente de Caja Madrid, Miguel Blesa, izquierda.
El expresidente de Caja Madrid, Miguel Blesa, izquierda. EFE

La Audiencia Provincial de Madrid dio este miércoles un serio varapalo al polémico juez Elpidio José Silva, al que critica por abrir “una causa general” contra Miguel Blesa, expresidente de Caja Madrid. Anuló la reapertura en 2010 de la causa contra Blesa en la que se investiga el crédito de 26,5 millones concedido al entonces propietario de Marsans, Gerardo Díaz Ferrán. El primer banquero que ha entrado en prisión puede estar cerca de la puerta, con escándalo judicial de grandes proporciones.

Esta causa, cuya anulación había sido solicitada tanto por la Fiscalía como por las defensas de Blesa y Díaz Ferrán, es la pieza principal del llamado caso Blesa. Sin embargo, no es la pieza por la que el magistrado mantiene encarcelado al banquero, que es la compra de un banco de Florida. Formalmente el ejecutivo debería seguir en prisión hasta que se analicen los otros autos, pero este miércoles se daba por hecho que o bien el abogado defensor de Blesa, Carlos Aguilar, o el propio juez, podrían solicitar su inmediata excarcelación porque el caso ha quedado anulado.

Fuentes judiciales calculan que podrían transcurrir quince días hasta que se resuelva el primero de estos recursos presentados para la excarcelación

Fuentes judiciales calculan que podrían transcurrir quince días hasta que se resuelva el primero de estos recursos. Blesa lleva en prisión desde el 5 de junio. Silva afirmó, en rueda de prensa, que no consideraría un fracaso la desautorización de la Audiencia.

La resolución de este miércoles no conlleva automáticamente la excarcelación de Blesa. No obstante, la dureza de la respuesta de la Audiencia podría interpretarse, según fuentes judiciales, como una desautorización absoluta de la causa general, que podrían conllevar que el propio juez que metió en la cárcel al banquero, ordenara su excarcelación aunque continuara investigando el caso de la adquisición del City National Bank of Florida.

De todas formas, la peculiaridad en la forma de actuar del juez Silva hace muy difícil predecir los acontecimientos. Este magistrado se basó en la similitud en la forma de gestionar (con grandes errores, en su opinión) el préstamo al empresario con la mala manera de planificar de la compra del  banco de Florida y de un solo caso originó hasta tres diferentes. Fuentes judiciales apuntan que esta estrategia de desgajar casos buscaba evitar que si la Audiencia anulara el caso del crédito, se hundiera toda la causa contra Blesa.

Las frases clave del auto

  • “Elpidio José Silva ha abierto una causa general en busca de los responsables de la crisis económica que atravesamos y su castigo”.
  • Tras afirmar que usó Wikipedia como fuente, dice que “lo menos relevante en la causa es el hecho denunciado” del préstamo.
  • “No se alcanza a comprender, salvo facultades adivinatorias inusuales, cómo puede concluir la conexión entre los hechos”

De momento, el tribunal ha acordado la nulidad del procedimiento y, en el auto en el que ha hecho pública su decisión, la ponente Rosa María Quintana advierte de las "desproporcionadas" medidas que se adoptaron durante su tramitación. De esta forma, ha retrotraído la causa al momento en el que fue sobreseída inicialmente en 2010 y ha revocado las diligencias adoptadas, como es la retirada del pasaporte de Blesa. La Audiencia le acusa de convertir la causa del crédito a Díaz Ferrán en una "causa general en busca de los responsables de la crisis económica que atravesamos y su castigo".

En el documento, la ponente denuncia que la reapertura del caso "ha vulnerado el derecho a la defensa". “No había nuevas pruebas”, asegura antes de destacar que “desde el inicio era patente y manifiesto para el instructor que no obraba soporte acreditativo del único y exclusivo hecho denunciado, el crédito”.

En la misma línea, la magistrada denuncia que no se aporta la denuncia que dio origen a la causa en 2010. Es decir, recuerda que Elpidio José primero reabre la causa "al objeto de citar al denunciante, Miguel Bernad, en nombre del sindicato Manos Limpias" para después "oírle en declaración por si tiene conocimiento de tal denuncia y en su caso pudiera tener relación con la que ahora se rehabre (literal)".

La Audiencia denuncia este procedimiento en el que "no se aporta a la causa ni siquiera la denuncia o querella que dio origen a esta causa. Así pues, no se alcanza a comprender, salvo facultades adivinatorias inusuales, cómo se puede concluir la existencia de una conexidad entre los hechos que nos ocupan y los que se dice se seguían en el Juzgado de Instrucción 21 pues se desconocen hecho, sujetos intervinientes e ilícitos denunciados”. En este punto, advierte, “no cabe derivar y presuponer esta conexidad en base a noticias de prensa, de pasillo, conocimientos extrajudiciales o sospechas”.

La Audiencia concluye que "los hechos delictivos denunciados, huérfanos de cualquier refrendo, confirman la ausencia del mínimo juicio de proporcionalidad y razonabilidad de las medidas de investigación adoptadas pues además de las indicadas se adoptan otras medidas limitadoras de derechos fundamentales", señala uno de los seis autos del caso Blesa. Silva dedica varios folios a explicar la crisis financiera en Estados Unidos y la crisis de Bankia a partir de junio de 2010.

El juez Silva acordó en noviembre pasado reabrir las diligencias que se incoaron después de que Manos Limpias, que ejerce la acusación popular, presentara una querella contra Blesa y Díaz Ferrán que el juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu rechazó acumular a la causa abierta por la fusión y salida a Bolsa de Bankia. Imputa a ambos delitos societarios y falsedad documental.

Manos Limpias acusa al que fuera presidente de Caja Madrid de conceder un crédito doloso por importe de 26,6 millones de euros a Díaz Ferrán en el que figuraba como "garantía un 'holding' empresarial que se encontraba en quiebra".

El juez Fernando Andreu rechazó la admisión a trámite de este asunto argumentado que el sindicato presentaba los hechos que serían objeto de investigación "de una forma muy genérica y sin ninguna concreción", pretendiendo la ampliación del procedimiento "a cuestiones que no le son conexas, ni objetiva ni subjetivamente".

Más información