Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Airbus A350 despega por primera vez para tratar de alcanzar al Boeing 787

El nuevo modelo del fabricante europeo realiza su primer vuelo de pruebas

Un avión del modelo A350, la última creación del fabricante europeo Airbus, ha despegado este viernes del aeropuerto de Toulouse, en el sur de Francia, para efectuar su primer vuelo de pruebas, que durará unas cuatro horas.

El avión ha despegado del aeródromo tolosano, donde el gigante paneuropeo de la aviación tiene su sede a la hora prevista, las diez de la mañana. Los ingenieros de Airbus, dirigidos por el responsable de vuelos en pruebas, el español Fernando Alonso, testarán diferentes equipamientos del aparato en espacio aéreo francés y sobre aguas del Atlántico.

La entrada en servicio comercial del A350 está prevista para la segunda mitad de 2014. El aparato podrá transportar entre 270 y 350 pasajeros, con una autonomía de vuelo —distancia máxima de viaje sin escalas— de 15.000 kilómetros. Este modelo es el primero que lanza Airbus desde 2005, cuando que el gigante de los aires, el A380, despegó por primera vez.

Con el lanzamiento del A350 el fabricante europeo pretende introducir en el mercado un competidor al Boeing 787 —en servicio desde otoño de 2011—, la última novedad de su principal competidor. Por el momento, Airbus cuenta con 613 pedidos para el A350, frente a los 890 encargos de 787 recibidos por la estadounidense Boeing.

En cualquier caso, en el consorcio europeo de aviación esperan reducir esta diferencia ya que, según aseguran, su modelo es un 25% más económico en consumo de energía porque está fabricado con materiales más ligeros. En particular, señalan que el modelo que hoy ha dejado el nido cuenta con unas alas en fibra de carbono de 32 metros de largo y 6 de ancho, que constituyen la mayor pieza de este material jamás construida en aeronáutica.

También puede jugar a favor de Airbus los problemas que se han detectado en los 787 —también conocidos como Dreamliner— que obligaron a dejar en tierra todos los aviones de este modelo durante varias semanas. El incendio de la batería de uno de estos aparatos en Boston en enero y otro incidente en Japón días después desataron las alarmas sobre la seguridad en vuelo de estas aeronaves. Tras rediseñar las baterías las autoridades permitieron volver a volar al 787 a finales de marzo. Airbus espera que el A350 no se encuentre con ningún contratiempo y pueda aprovechar aquel parón obligado del Dreamliner para alcanzar a su competidor.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >