Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La compra de vivienda no dará permiso de trabajo a los inversores extranjeros

La Ley de Emprendedores también amplía los negocios que pueden optar la 'licencia express'

Ha sido una de las medidas bomba enmarcada en el conjunto de cambios de la Ley de Emprendedores, pero tiene su letra pequeña: los extranjeros que inviertan en España a partir de 500.000 euros en inmuebles podrán optar a un “visado de inversores” y un permiso de residencia bianual renovable, pero esto no le dará derecho ni a permiso de trabajo ni a prestaciones sociales ni sanitarias. Lo mismo ocurre con los inversores de deuda pública española, que deben gastar en bonos o letras un total de dos millones de euros, según explicaron hoy fuentes del Ministerio de Economía y Competitividad.

El Gobierno busca ampliar la demanda para una bolsa de viviendas vacías en España y también abrir mercados donde colocar deuda pública, después de unos años en los que los inversores foráneos han reducido ostensiblemente su cuota en el total de la deuda soberana en circulación (ha pasado del 50% al 35% desde que comenzó la crisis).

La normativa busca también fomentar la expansión de las empresas con la creación de bonos de internacionalización y cédulas de internacionalización. Estas últimas ya fueron diseñadas hace 11 meses, pero no se ha desarrollado su reglamento hasta ahora.

Por otra parte, la Ley de Emprendedores también amplía a 43 actividades el número de negocios que pueden acogerse a la “licencia expres” y solo deja fuera aquellas relacionadas con el patrimonio histórico-artístico, las de dominio público o aquellas que exijan autorizaciones previas como las farmacias. Además, sube el umbral de 300 a 500 metros cuadrados la supresión de licencia previa para iniciar las actividades.