Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las acciones de Bankia bajan más del 3% tras el anuncio de dimisión de Rato

Los títulos de la entidad han cedido durante la jornada, aunque han moderado su caída tras la dimisión de Rodrigo Rato

Las acciones de Bankia han retrocedido este lunes un 3,26% en la Bolsa de Madrid, marcadas por el anuncio de dimisión de Rodrigo Rato como presidente de la entidad. Los títulos, que han terminado la jornada en 2,37 euros, encabezaban los retrocesos del selectivo madrileño. Por la mañana, con las informaciones sobre un profundo plan de saneamiento del Gobierno planeando sobre la entidad, las acciones cedían hasta su nivel más bajo desde su salida a Bolsa, con una bajada que rondaba el 4% e incluso se ha acelerado en algunos momentos por encima del 5%. Cuando hacia las dos de la tarde su presidente Rodrigo Rato ha anunciado la dimisión, el desplome se ha moderado y los títulos han finalizado cerca del 3% por debajo de su cotización del viernes.

Las dudas que suscita la situación de la entidad, surgida de la unión de siete cajas y liderada por Caja Madrid y Bancaja, perjudica al conjunto del sector financiero español. Para atajar estas crecientes incertidumbres, que a su vez empeoran la situación de la deuda soberana del país, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha anunciado esta mañana que el próximo viernes se aprobarán en Consejo de Ministros "importantes" medidas para reformar el sistema a través de un nuevo decreto.

Además, el jefe del Ejecutivo ha cambiado el discurso con respecto a la posibilidad de tener que inyectar más fondos públicos para ayudar al sector financiero, algo que hasta ahora rechazaban. Otro paso atrás avanzado hoy por Rajoy pasa por la posibilidad de acabar poniendo en marcha lo que se conoce como un banco malo. Así, aunque ha negado ser partidario de esta medida, ha justificado la necesidad de crear una entidad que se haga cargo de activos inmobiliarios problemáticos, instrumento que precisa de dinero del contribuyente para sobrevivir.

En febrero, el ministro de Economía, Luis de Guindos, ya puso en marcha una restructuración financiera a través de un decreto por la que se obligaba a los bancos a reforzar la cobertura sobre sus créditos con problemas por un valor total de 50.000 millones. Sin embargo, a tenor de la persistencia de la desconfianza que pesa sobre España y sus entidades, no ha sido suficiente.

Según fuentes financieras, el Banco de España y el Ministerio de Economía ultiman un profundo plan de saneamiento de Bankia que incluiría cambios en la gestión del grupo, que ya ha recibido una inyección de 4.465 millones de euros de capital público para mejorar su solvencia. Estas mismas fuentes comentaron ayer que Bankia y su matriz, el Banco Financiero y de Ahorros (BFA), que es donde se acumulan los activos inmobiliarios, podría necesitar entre 5.000 y 10.000 millones para limpiar el ladrillo. Estos fondos superan, con mucho, el capital que captó con su estreno en Bolsa (4.000 millones).

Más información