Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Vodafone suspenderá de empleo y sueldo dos semanas a toda la plantilla

La compañía ofrece librar los viernes sin cobrar

Reducirá el sueldo variable un 10% para evitar despidos

Trabajadores de Vodafone, en las oficinas que la empresa tiene en Madrid.
Trabajadores de Vodafone, en las oficinas que la empresa tiene en Madrid.

Los sindicatos y la dirección de Vodafone han llegado a un acuerdo por el que los 4.000 trabajadores de la filial española de la operadora aceptan dos semanas de suspensión de empleo y sueldo el próximo año. Estas vacaciones forzadas no pagadas forman parte de las medidas de ajuste para evitar un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) definitivo.

Las medidas incluyen también la oferta a todos los empleados que así lo elijan voluntariamente de librar los viernes sin cobrar o reducir la jornada diaria en una hora con la correspondiente reducción salarial.

El convenio colectivo, que tendrá vigencia por un año con posibilidad de prórroga por otro más, recoge también la reducción del sueldo variable ligado a la consecución de unos objetivos por parte de la empresa en un 10% en el próximo año, desde el próximo 1 de abril hasta el 31 de marzo de 2013. El expediente de regulación temporal por esas dos semanas se podrá prorrogar durante un año más si las partes así lo acuerdan. En el caso de los empleados de las tiendas, la suspensión temporal de la relación laboral será de una semana.

A cambio de estas medidas de ajuste, la empresa se compromete a no aplicar un expediente de regulación de empleo extintivo alguno durante el citado ejercicio fiscal 2012-2013 y, a no externalizar actividades durante el primer año del convenio.

A cambio de las medidas de ajuste, la empresa se compromete a no aplicar despidos colectivos en un año

Aunque en ningún momento la empresa reconoció la intención de realizar despidos, los sindicatos alertaron hace unas semanas sobre la posibilidad de un ERE para el 10% de la plantilla, que finalmente no se ha producido.

Asimismo, se ha introducido una cláusula de revisión salarial para el segundo año de vigencia del convenio ligada a la consecución de objetivos del resultado bruto de explotación (Ebitda), con lo que, en caso de recuperación de los resultados se procedería a una revisión que garantizaría el mantenimiento del poder adquisitivo de los trabajadores.

La operadora ha preferido pactar con los sindicatos estas medidas de flexibilidad antes que evitar los despidos. De hecho, con la reforma laboral en la mano podría acogerse a un ERE ya que ha registrado caídas continuadas de ingresos en más de tres trimestres consecutivos, debido a la fuerte competencia y a la caída de precios.

En el último trimestre fiscal, cerrado en diciembre, Vodafone España registró una caída de los ingresos del 8,8%. En el terminado en septiembre, el descenso fue del 9,3%, mientras que en el trimestre concluido en junio, la bajada había sido del 9,9%.

Este descenso de ingresos también lo ha acusado Telefónica de España que tiene en marcha un ERE para 6.500 trabajadores que finaliza en 2013.