Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Magna eleva en 500 trabajadores los despidos previstos en Figueruelas

El fabricante austro-canadiense empeora sus planes para la planta española de Opel con un recorte total de 2.090 empleados. -El comité le exige que "aclare la filtración"

La empresa austro-canadiense Magna plantea despedir a 2.090 trabajadores de la planta de Opel en Figueruelas, Zaragoza, durante los próximos dos años si finalmente se hace con la filial europea de General Motors, lo que supone poner en la calle a 500 personas más de lo previsto. Según un informe de viabilidad que hoy publica el rotativo alemán Frankfurter Allgemeine Zeitung, con este incremento de los despidos en Aragón, el fabricante eleva de 10.500 a 11.000 de una plantilla total de 45.000 el número de empleados que le sobran en Europa.

La factoría aragonesa de Opel es una de las 10 plantas más competitivas del mundo, según el informe Harbour, una empresa independiente que mide la productividad de las empresas. Además, es la número uno de GM. De hecho, un coche fabricado en Zaragoza puesto en destino es 600 euros más barato que uno elaborado en Alemania.

Desde la planta española, si el anterior plan industrial del aspirante a hacerse con Opel gustaba poco, el rechazo a las cifras publicadas hoy es frontal. Ana Sánchez, secretaria del comité de empresa de Figueruelas, ha señalado que Magna no "comentó nada" en una videoconferencia mantenida con el representante español en Alemania, Pedro Bona, de su nuevas pretensiones para la factoría zaragozana y, de hecho, ha afirmado que mantenía el despido de 1.672 empleados del área de manufacturas. Por este motivo, van a "exigir que aclare la filtración" y confirme que prevé echar a más trabajadores.

En cuanto al impacto que tendría la medida en el conjunto de la economía aragonesa, hay que recordar que cada trabajador de Figueruelas genera de 8 a 15 puestos en la industria auxiliar, por lo que si cae Figueruelas, cae el 25% de la industria de la comunidad y casi el 60% de su capacidad exportadora.

Magna, con el apoyo del banco ruso Sberbank, ha llegado a un principio de acuerdo con la matriz para la compra del 55% de Opel. Este acuerdo cuenta con el visto bueno y un crédito multimillonario del Ejecutivo alemán, país en el que trabaja la mitad de la plantilla europea. Está prevista una nueva reunión el próximo viernes, 25 de septiembre, en Alemania para aclarar el futuro de la operación.