Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El BCE mantiene los tipos en el 4% y el FMI aplaude la decisión

El presidente de la institución, Jean-Claude Trichet, afirma que hay "riesgos" de subida de precios y califica de "sanos" los datos económicos fundamentales.- El FMI, preocupado también por la inflación

El Consejo de Gobierno del Banco Central Europeo (BCE) ha decidido hoy finalmente optar por la prudencia y mantener los tipos de interés en el 4% ante la incertidumbre que presenta el panorama financiero y pese a los recortes realizados por la Reserva Federal estadounidense en los últimos meses. El Fondo Monetario Internacional ha aplaudido su medida.

Además de elevar el precio del dinero, el BCE ha mantenido en el 3% la facilidad de depósito, que marca la remuneración del dinero, así como la facilidad marginal de crédito, que establece el tipo al que presta dinero a los bancos europeos, y que queda situada en el 5%.

La crisis del mercado del crédito provocada por el desplome del sector subprime norteamericano ha hecho que, por el momento, la institución decida mantener el precio del dinero estable en espera de la evolución de los mercados financieros, y a pesar del incremento de la inflación y del empeoramiento de las previsiones de crecimiento de la eurozona desde varias instituciones.

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Jean-Claude Trichet, ha afirmado hoy en rueda de prensa que existen "riesgos al alza para la estabilidad de precios a medio plazo en la zona del euro" y ha calificado de "sanos" los datos económicos fundamentales.

Trichet ha añadido que el BCE sigue "comprometido para prevenir efectos de segunda vuelta y la materialización de los riesgos al alza para la estabilidad de los precios".

El presidente del BCE ha indicado que la incertidumbre se mantiene "excepcionalmente" alta respecto a los efectos que pueda tener la actual apreciación de riegos en los mercados financieros sobre la economía real.

Presión para que suban los salarios

A largo plazo, Trichet ha reconocido que la ralentización de la economía en algunos de los principales socios comerciales del área euro "probablemente tendrá un impacto en el crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) en 2008" de los países que comparten la moneda europea.

No obstante, el banquero francés ha apuntado que tanto la demanda interna como externa apoyarán, previsiblemente, el crecimiento de los países de la zona del euro a lo largo del año.

El FMI, por su parte, ha alertado del repunte de la inflación en la zona euro y ha afirmado que el BCE ha tomado la decisión correcta al mantener sin cambios hoy las tasas de interés.

"Al tiempo que hay una desaceleración del crecimiento, ha sorprendido el alza de la inflación", ha señalado en una rueda de prensa el portavoz del Fondo Monetario Internacional (FMI), Masood Ahmed.

Ahmed ha citado la subida al 3,2% de la inflación interanual en la zona euro en enero, la cifra más alta desde que este índice comenzó a elaborarse en enero de 1997. En noviembre y diciembre había sido del 3,1%.

Además, ha indicado que el mercado laboral europeo está "ajustado", lo que genera presión para que suban los salarios.