Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Iberia triplicó sus beneficios en 2002, pese a la renovación de su flota

La compañía aérea ganó 160 millones de euros, frente a los 53 de 2001

El Grupo Iberia obtuvo el año pasado un beneficio neto de 160 millones de euros, tres veces más que en 2001, cuando ganó 53 millones, según ha comunicado hoy la empresa a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Los resultados han sido comentados en conferencia de prensa por el presidente de la aerolínea, Xabier de Irala.

Estos beneficios se han alcanzado pese a la dotación de 60 millones destinada a ajustar el valor de la flota en proceso de renovación, de los que 47 millones corresponden a la amortización acelerada de los Boeing 747. Sin este ajuste, el beneficio neto hubiera ascendido a 200 millones. Ayer mismo la compañía anunció que optaba por el consorcio europeo Airbus, frente al estadounidense Boeng para la renovación de sus aviones.

El beneficio de explotación de la aerolínea ascendió a 249 millones de euros, frente a los 4,9 millones del año anterior, lo que representa el segundo mejor resultado de la historia reciente de la compañía. Por su parte, los ingresos de explotación se situaron en 4.700 millones, un 0,8% menos, como consecuencia de la reducción del 5,2% de la oferta, mientras que los ingresos unitarios crecieron un 5%.

El coeficiente de ocupación de Iberia fue del 73 por ciento en 2002, "uno de los más altos alcanzados en la historia" de la empresa, y la utilización media de la flota aumentó un 5,2 por ciento. Por último, la deuda neta de la compañía presidida por Xabier de Irala se situó al cierre del ejercicio en 707 millones de euros.

Hacia las 13.00 horas las acciones de la aerolínea subían el 1,52% en la Bolsa de Madrid, hasta los 1,34 enteros, en una jornada bajista de todos los índices europeos. Los analistas pronosticaban unos resultados beneficios algo mayores, de 177 millones.