Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA QUIEBRA DE UN GIGANTE

Ejecutivos de Enron vendieron acciones por 1.100 millones de dólares antes de la quiebra

Según consta en una demanda presentada por un banco afectado, uno de los más beneficiados por la operación fue el ex presidente Kenneth L. Lay, donante de la campaña electoral de Bush

Un grupo de 29 ejecutivos de Enron vendieron 17,3 millones de acciones de la firma, valoradas en unos 1.100 millones de dólares, entre 1999 y mediados de 2001, antes de que los títulos de la empresa comenzaran a caer con fuerza, según informa el periódico The New York Times.

Aunque nada prueba que estas ventas hayan sido ilegales, una demanda presentada contra los ejecutivos asegura que ellos conocían los problemas a los que se enfrentaba la empresa y no hicieron pública esta información.

Al mismo tiempo que los ejecutivos vendían sus títulos, decenas de trabajadores de la empresa invertían sus ahorros de jubilación en acciones de la compañía, lo que ha generado una importante pérdida para los empleados.

En una demanda presentada por Amalgamated Bank de Nueva York, que invirtió el dinero de los sindicatos en acciones de Enron, se asegura que los acusados "emplearon mecanismos, artificios y estratagemas para defraudar" a los inversores y los acusa de manejo ilegal de información privilegiada.

La quiebra de Enron, que en pocos meses pasó de ser una de las empresas más grandes de EEUU a la bancarrota, ha generado una enorme polémica en círculos políticos y financieros.

Entre los ejecutivos mencionados en la demanda, que basa sus acusaciones en informes públicos de venta de acciones, se cuenta Kenneth L. Lay, quien fuera presidente de la compañía y un importante donante para la campaña del presidente estadounidense, George W. Bush.

Lay, señala la demanda, obtuvo 101 millones de dólares de la venta de 1,8 millones de acciones entre principios de 1999 y julio de 2001, a precios que varían entre los 31 y 86 dólares por título.

La empresa se declaró en bancarrota en diciembre y hoy en día el valor de sus acciones es de sólo 70 centavos de dólar.

La demanda no detalla las ganancias que obtuvieron los ejecutivos, pues aunque el precio de venta del total de las acciones fue de unos 1.100 millones de dólares, se desconoce lo que pagó cada ejecutivo por sus títulos. Las mayores ventas de acciones de Enron las realizó Lou Pai, presidente del directorio de una de las filiales de Enron, quien vendió 5 millones de acciones valoradas en 353 millones de dólares.

Andrew Fastow, ex gerente de finanzas de la empresa y creador de unas sociedades cuyas dudosas prácticas contables se cree fueron el origen de la debacle de Enron, obtuvo 30 millones de dólares por la

venta de sus títulos.