Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:TROTAMUNDOS | Vicky Peña - Actriz | EL VIAJERO HABITUAL

Ella arregla el pinchazo

Vicky Peña, que la semana que viene estrena el musical Follies, de Stephen Sondheim, en el Teatro Español (del 10 de febrero al 8 de abril), pasó dos semanas conduciendo por Cerdeña.

Casi no se bajaron del coche.

Allí, en transporte público es difícil visitar ningún sitio; íbamos en el coche todo el rato. Un día, nada más llegar a un pequeño pueblo, notamos un movimiento raro: habíamos pinchado.

¿Qué hicieron?

Mi compañero de viaje no tiene ni idea de coches, así que me puse a cambiar la rueda con gente que miraba.

¿Y eso?

Creo que les impresionó ver a una mujer dándole al gato. Cuando acabé y me monté de nuevo, empezaron a aplaudir.

Un poco machista...

Quizá no tanto, pues en Cerdeña hay mujeres que desempeñan un papel muy importante. Y ahí está la historia de la Femmina Accabadora.

¿Quién es?

Una figura que refleja la sabiduría de los pueblos del Mediterráneo. Era una mujer muy respetada en las aldeas. Cuando alguien tenía una enfermedad incurable, la familia llamaba a la Accabadora. Ella evaluaba la situación y, tras retirar las imágenes de santos de la habitación, con un mazo de olivo daba un golpe fuerte en un lugar concreto de la frente que te mataba al instante y no dejaba señal.

¡Qué duro!

La práctica se pasaba de madres a hijas; eran mujeres fuertes, respetadas y veneradas por la labor social que realizaban. Estuvo vigente hasta los años cincuenta.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 3 de febrero de 2012