Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La radiación en la planta nuclear francesa fue superior a lo anunciado

En el momento del accidente en el complejo nuclear de Marcoule (sur de Francia), en el horno siniestrado en la instalación había un nivel de radiactividad casi 500 veces superior a lo anunciado inicialmente. Así lo ha señalado la Agencia de Seguridad Nuclear de Francia (ASN), que ha catalogado el siniestro, ocurrido el pasado 12 de septiembre, como de nivel 1, el segundo más bajo en la escala INES.

Pese a considerar que los riegos radiológicos han sido "limitados", la agencia califica lo ocurrido como un "accidente industrial grave", debido a sus consecuencias para las personas: un operario falleció en el acto y cuatro resultaron heridos en la explosión del horno empleado para incinerar material radiactivo. Uno de los empleados permanece hospitalizado, según ha informado la ASN. Ninguno presenta contaminación radiactiva.

En la planta, propiedad de la empresa de electricidad EDF, la agencia nuclear ha descubierto que en el momento del accidente el horno tenía una carga de unas cuatro toneladas de metal y que el nivel de radiactividad era casi 500 veces superior al que reconoció la compañía. Pese a considerar que el nivel descubierto finalmente era bajo, ASN ha pedido explicaciones a EDF por haber informado de que la radiación era mucho más baja de lo que se ha descubierto ahora.

El siniestro del horno de Marcoule desató la alarma. En España, se convocó un órgano de coordinación para estudiar los sucedido y Cataluña declaró la prealerta de su plan de protección civil de forma preventiva.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 2 de octubre de 2011