Su Santidad como reclamo turístico

La visita del Papa a Madrid para el encuentro con jóvenes católicos de todo el mundo supondrá la llegada a la ciudad de cerca de millón y medio de personas a mediados de agosto. Y eso, traducido al lenguaje turístico, significa dinero: desde tasas aeroportuarias hasta consumiciones en bares y restaurantes y noches de hotel. Si un viajero consulta la página oficial de turismo de la capital (www.esmadrid.com) encontrará en un lugar destacado la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ). Hace semanas que se promociona la visita del papa Benedicto XVI. "Es el evento del año a nivel turístico", confirman desde la Concejalía de Economía, de la que depende Turismo. "En un acontecimiento así, la ciudad gana dinero", añaden.

Más información
La visita del Papa en agosto deja sin vacaciones a funcionarios públicos
120 curas de Madrid censuran el coste de la visita del Papa
Grupos de laicos y católicos critican el gasto público por la visita del Papa a Madrid
Rouco cifra en 4.000 los 'dormitorios' para la visita del Papa
10.000 agentes velarán por la seguridad en la "visita de alto riesgo" del Papa a Madrid
Aguirre pide por segunda vez a la Delegación que no permita la marcha "antipapa"
El 'efecto JMJ' aumenta las visitas de extranjeros a Madrid en agosto en un 42%
Los obispos aseguran que la Jornada Mundial de la Juventud generó 354 millones de beneficios para España

El Ayuntamiento de Madrid, por tanto, ha decidido adaptarse al tipo de visitantes que atraerá la JMJ y está potenciando el turismo religioso. Las visitas guiadas especiales tienen nombres tan sugerentes como "Madrid pontificio" o "Iglesias de Madrid". Empiezan en julio -la primera, los lunes; la segunda, los viernes-, y continuarán durante el mes de agosto. Por 3,90 euros, los turistas conocerán "edificios relacionados con el pontificado romano, como la basílica de San Miguel o la catedral castrense, junto a otros templos de gran interés", informa la Oficina de Turismo acerca de la primera visita. La segunda ruta se promociona así: "Son muchas las devociones que ha dado Madrid a la Iglesia, muchas de ellas muy conocidas. Recorreremos algunas de ellas mientras visitamos el Madrid antiguo".

Los actos culturales de la propia JMJ son otro foco de atracción. Las jornadas, cuyo lema en esta edición es Arraigados y edificados en Cristo, firmes en la fe, programan 300 actividades de cine, teatro, música y artes plásticas por toda la ciudad que "rinden homenaje a la riqueza de la cultura cristiana y hacen de la JMJ una experiencia única para los jóvenes peregrinos que acudirán a Madrid", según la web municipal.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS