La Generalitat instala dos medidores de polución junto a zonas verdes

Junto a los árboles, la contaminación registrada siempre es menor. La Generalitat ha instalado dos nuevos aparatos para registrar la polución ambiental pegados a sendas zonas verdes de Terrassa (Vallès Occidental). Ambos aparatos están incluidos en el nuevo plan de actuación de mejora de la calidad del aire que está elaborando el Gobierno catalán y se añaden a los otros dos medidores instalados en la ciudad.

El primer medidor se ha instalado en el paseo del 22 de Julio, zona que registra elevado tráfico de forma esporádica. Pero el aparato se ha colocado junto al parque de la Estación del Norte, lo que atenúa los niveles de polución que registre, según Ecologistas en Acción. El segundo, por otra parte, está colocado directamente en el parque de Vallparadís. Esta ubicación pretende medir el fondo de polución ambiental en una zona ajardinada y sin tráfico, según la Generalitat. Se trata de un tipo de medición que recomienda la UE aunque suele ser propia de grandes ciudades con una red de aparatos más amplia que la de Terrassa.

La reubicación de estos aparatos junto a parques ha sido una treta empleada por ciudades como Madrid para maquillar los datos de contaminación del municipio, ha acusado el fiscal coordinador de Medio Ambiente, Antonio Vercher. En el caso de Terrassa, se trata de aparatos nuevos con objetivos muy concretos que pretenden medir la contaminación en zonas con distinta densidad de tráfico, ha detallado la Generalitat. El fiscal coordinador de Medio Ambiente de Barcelona también ha abierto una investigación para determinar si la Generalitat mide correctamente la polución ambiental.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción