Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fidel Castro pide que se cambie "lo que haga falta"

El VI Congreso del PC cubano aprueba el plan de reformas económicas de Cuba

Fidel Castro no ha asistido a ninguna de las sesiones del VI Congreso del Partido Comunista Cubano, pero publicó ayer un artículo en el diario oficial Granma en el que dijo haber seguido de cerca los debates y ofreció su particular consejo a la militancia: ser "modelo de dirigentes modestos, estudiosos e incansables luchadores por el socialismo". A su juicio, "superar el sistema de producción capitalista" es "un difícil desafío en la época bárbara de las sociedades de consumo", pero esa es la meta. Dicho esto, pidió a "la nueva generación" de cubanos que fuesen capaces de "rectificar y cambiar sin vacilación todo lo que debe ser rectificado y cambiado". Casi un trabalenguas.

El artículo del ex mandatario, que lleva apartado del poder desde 2006 debido a una grave enfermedad, se publicó el mismo día en que los 1.000 delegados del Congreso terminaron el trabajo en comisiones y votaron la elección de un nuevo Comité Central. También aprobaron los Lineamientos de la Política Económica y Social, el documento programático de más de 300 puntos que servirá de plataforma para la transformación del modelo económico en Cuba.

La reforma del modelo económico "promoverá" la inversión extranjera

El mayor de los Castro opina sobre el cónclave en un artículo de 'Granma'

Los temas debatidos durante las dos primeras sesiones del Congreso abarcaron los asuntos más diversos. Hubo algunos relevantes, como la marcha del proceso de entrega de tierras del Estado a los campesinos privados -se han repartido ya a 143.000 solicitantes unas 1.191.000 hectáreas, lo que representa el 63% de las tierras ociosas en manos del Estado-. Esta es una de las medidas importantes de la reforma, pero debido a las trabas burocráticas y al exceso de control, entre otros motivos, no ha logrado resultados, y eso que el propio Raúl Castro ha considerado la producción de alimentos un problema de seguridad nacional.

La reforma tributaria, la unificación monetaria o la política crediticia de los bancos estatales hacia los trabajadores por cuenta propia -una novedad-, también fue debatida, pero junto a estos temas se abordaron otros cuando menos chocantes para ser tratados en un Congreso, como el de la reparación de las ollas arroceras y eléctricas repartidas a la población o la "venta liberada" del queroseno y otros "combustibles domésticos" a los cubanos.

"Es uno de los temas que más preocupan a la población, en cuya solución ya se trabaja. 77.000 equipos de cocción se reportaban fuera de servicio en diciembre del año pasado", informaba ayer Granma al dar cuenta de las discusiones partidistas. También se habló de la necesidad de incrementar la producción de fertilizantes y herbicidas, así como de la "modernización de las capacidades de cloro y sal". Y por ahí iba la tónica.

Uno de los temas que más interés despertó entre los cubanos, tanto en la discusión popular previa como en el propio Congreso, es la autorización para la libre compraventa de casas y coches, una medida reclamada desde hace tiempo. Los delegados dieron luz verde al proyecto.

La resolución del VI Congreso que aprobó los Lineamientos establece que el sistema económico en Cuba continuará basándose en la planificación y en "la propiedad socialista sobre los medios fundamentales de producción", aunque "se tendrá en cuenta las tendencias del mercado". También asegura que la "actualización del modelo" dará mayor autonomía a las empresas estatales y "reconocerá" y "promoverá" la inversión extranjera, "las cooperativas, los agricultores pequeños, los usufructuarios, los arrendatarios, los trabajadores por cuenta propia y otras formas que pudieran surgir para contribuir a elevar la eficiencia". Se establece además el principio de que "en la política económica" igualdad de derechos y de oportunidades para todos los ciudadanos no significa "igualitarismo", referencia nada velada a la próxima eliminación de la cartilla de racionamiento. El Congreso concluirá hoy con un discurso de Raúl Castro.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 19 de abril de 2011