Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Miguel Costas ataca de nuevo

El excantante de Siniestro Total saca disco y reúne a Aerolíneas Federales

"Este disco se hace para que la gente sepa quién soy". Por si alguien todavía no sabe quién es Miguel Costas, su hoja de servicios no deja lugar a dudas: fundador de Siniestro Total y Aerolíneas Federales, ha grabado 18 discos y compuesto más de 200 canciones. Treinta años después, tras superar un grave problema de salud y alguna decepción musical, Costas sigue en la brecha. En los próximos meses regresa por partida doble: saca un nuevo disco y reúne a Aerolíneas Federales para tocar en América.

Cuando uno conoce a Miguel Costas piensa en que parece mentira que este tipo de aspecto introvertido y aparentemente parco en palabras, haya escrito algunas de las más grandes canciones del pop-rock español. Muchos de sus temas forman parte de la banda sonora de la historia reciente: Bailaré sobre tu tumba, Assumpta, No me beses en los labios, Soy una punk, Oh, que pena me das. Muchas de estas canciones tan conocidas, de Siniestro Total, Aerolíneas Federales o Los Feliz, son las que Costas revisará con multitud de colaboradores invitados en su nuevo disco, Costas is back, que saldrá a la venta en abril.

Colaboran desde Raimundo Amador a Bimba Bosé, Jorge Ilegal o Rosendo

20 años después, Aerolíneas se juntan para ir a tocar a Perú

"Es una recopilación de 15 canciones de toda mi trayectoria, que serán cantadas por muchos amigos que han colaborado, pero esto no es un disco de duetos de navidad", se apresura a matizar. La multitud de colaboradores va de Jorge Ilegal a Raimundo Amador, de Rosendo a Bimba Bosé, de Kutxi Romero de Marea a Edurne, o de Vega a Def con Dos, banda de la que forma parte su hermano Peón Costas.

Miguel Costas ha decidido recuperar muchas de estas canciones, algunas menos conocidas pero que son de sus favoritas como Por el mar de Los Feliz, y volver a grabarlas revisadas, buscando un sonido homogéneo, y de paso aferrarse a desmentir esa leyenda urbana de que los músicos de los ochenta son mejores ahora porque han aprendido a tocar. "No creo que tocáramos mal en aquella época. Uno toca bien cuando toca bien lo que toca, aunque la frase parezca un trabalenguas. Hay gente que toca mucho y hay gente que toca bien, como Los Ramones, que lo que tocan lo tocan bien", afirma el excantante de Siniestro Total, sin perder un ápice de su mordacidad.

Costas regresa con fuerza después de haber atravesado un bache profesional y otro más grave de índole personal. "Hace un par de años tuve una peritonitis y no cambié de barrio por diez minutos. Lo pasé muy mal, pero ahora las cosas han mejorado y yo solo sé hacer esto, porque el curso de fontanería lo abandoné hace un tiempo", cuenta sonriendo desde Madrid, donde ultima su disco. La fontanería nunca la tocó, pero sí llegó a montar una tienda de informática en un período de desencanto musical: "Después de Los Feliz pensé en no volver".

Pero no solo no ha arrojado la toalla, sino que ahora regresa con fuerza con Costas is back y con una sorpresa en mayo, reunir 20 años después a Aerolíneas Federales, su banda de los ochenta. El grupo ha decidido aceptar una invitación para ir a América y tocar en Perú, después de haber sido homenajeados en aquel país con un disco tributo. "De inicio será una cosa puntual, porque los organizadores ya nos han llamado varios años seguidos y ahora por fin nos hemos decidido", explica el fundador de esta banda donde se mezclaba su voz con cantantes femeninas. Y realiza otras confesiones: "Hay ocho temas inéditos que hicimos en su momento y me gustaría hacer un disco con ellos, pero ya veremos si es posible".

La presencia de Aerolíneas Federales en Perú llega después de una corriente de furor por los ochenta que recorre Sudamérica. "Gente como Ilegales o Def con Dos cuenta que el público tiene adoración por los grupos de esa época, allí son auténticos ídolos", comenta Costas, que ya prepara con su compañía un desembarco en varios países para presentar su nuevo disco y prepara para después del verano el "asalto a Sudamérica".

A pesar de que en su nuevo disco están muchas de sus canciones más conocidas, se echan de menos temas que son casi himnos, como la imprescindible Miña terra galega, que Costas matiza por qué ha quedado excluida: "Además de ser una versión, creo que es un tema mítico y eso hay que dejarlo como estaba el día que se grabó. A veces, pensar que tengo que tocarla otra vez me da pereza, pero cuando la tocas fuera de Galicia reconozco que es especial y creo que voy a tener que tocarla hasta que me muera". Y, además, a Costas le viene a la memoria un hecho más contundente: "Fui a ver a Van Morrison. No tocó las que me gustaban y me cabreé. Entonces entendí que los fans quieren los clásicos".

Y entre la recuperación de tantos éxitos y la reunión de Aerolíneas, surge otra pregunta, ¿se reuniría de nuevo con Siniestro? "Reconozco que me haría ilusión, pero no lo veo factible ahora. No tengo ningún problema con Julián, pero seguro que el problema es de él porque a ver quién le dice ahora que tiene que volver a ponerse en la batería", comenta con sorna el que fue miembro fundador del grupo y grabó ocho discos con la banda. "Ahora vivimos el peor momento de la historia, hay crisis, la gente no compra discos y por encima no se puede fumar en los bares. Menos mal que yo tengo muchos fans. Igual más que Bisbal".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 13 de marzo de 2011