Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Evitadas en Cataluña seis bodas forzadas con menores

Los Mossos d'Esquadra han evitado, en lo que va de año, una docena de matrimonios forzados en Cataluña. En la mitad de los casos, las víctimas son menores de edad. Esta práctica, por la que una mujer es obligada a casarse contra su voluntad, está extendida en países del norte de África y Oriente Medio. Y resulta difícil de combatir: los enlaces detectados y abortados a tiempo son solo "la punta del iceberg" del fenómeno, admitió la directora del programa contra violencia de género del Departamento de Interior de la Generalitat, Alba García.

En junio de 2009, la Generalitat creó un protocolo que, en seis meses, previno 28 matrimonios forzados. La policía autonómica había recibido decenas de denuncias de mujeres que, según su relato, sufrían agresiones y amenazas en el seno de esas uniones no consentidas. El fenómeno afecta sobre todo a niñas y adolescentes, víctimas de pactos familiares en los que no tienen voz ni voto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 2 de noviembre de 2010