Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Diez heridos y un bebé muerto al huir por temor "al diablo"

Noche de confusión y terror en La Verrière, una pequeña ciudad de 6.000 habitantes próxima a París. Un bebé de cuatro meses resultó muerto y otras diez personas heridas tras tirarse ayer por la ventana de la vivienda que ocupaban en el segundo piso de un inmueble. El pánico se apoderó de varias personas en la vivienda cuando, en plena madrugada, confundieron con el diablo a un hombre de 30 años, de origen africano, que se había levantado para acudir a la cuna de su hijo al escuchar sus llantos.

"Completamente desnudo y somnoliento", precisa la fiscalía de Versalles, el hombre en cuestión fue tomado por el demonio por otros ocupantes del piso. Aterrorizados, le atacaron con cuchillos hasta echarle con una herida importante en la mano.

El hombre expulsado de la casa intentó volver a ella. Y en esos momentos los demás ocupantes saltaron por la ventana de la vivienda y se precipitaron al exterior. La policía y los bomberos se encontraron con la escena de los defenestrados cuando acudieron al lugar. Entre las personas que saltaron había otros dos niños, que resultaron heridos de diversa consideración, y adultos con múltiples traumatismos.

Las primeras investigaciones policiales no han permitido descubrir sustancias alucinógenas en el piso donde se registró el drama. Tampoco hay constancia de que se hubiera producido una sesión de espiritismo. Las autoridades admiten que quedan "numerosos puntos oscuros en esta historia que deben esclarecerse".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 24 de octubre de 2010