Boixareu se queda fuera de la junta directiva de Fomento

Tras revalidar su cargo con una mayoría abrumadora, el presidente de la patronal catalana Fomento del Trabajo, Juan Rosell, consiguió consiguió copar los 76 puestos en la junta directiva de la entidad y dejó fuera a su rival Joaquim Boixareu y a los 18 miembros restantes de su candidatura. El apoyo abrumador dentro de la junta le permite sacar pecho hoy en la junta de la CEOE y refuerza sus aspiraciones para liderar la patronal española.

Los resultados, que Fomento hizo públicos ayer, implican que dos de las mayores entidades integrantes, la Unión Patronal Metalúrgica y el Gremio de Industrias Gráficas, se quedan sin representación en la ejecutiva de Fomento. Los líderes de ambas, Antoni Marsal y Bernat Gómez, habían apostado por Boixareu, que también sale de la junta tras las elecciones. Tampoco estarán en ella ni el presidente de Ercros, Antoni Zabalza, ni el vicepresidente de Comsa Emte, Carles Sumarroca.

Solo 22 de los 76 miembros de este órgano decisorio son nuevos, por lo que Rosell optó en su candidatura por la continuidad, al menos en los nombres. Lograron su puesto Antoni Abad y Eusebi Cima, de Cecot; Joan Canals, de la Agrupación Española del Género de Punto; Rafael Romero, de la Cámara de Contratistas, y Joaquim Gay de Montellà, de Estram. Enric Reyna sustituirá a Bruno Figueras por la Asociación de Promotores.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Lluís Pellicer

Es jefe de sección de Economía de EL PAÍS, donde ha desarrollado la mayor parte de su carrera. Ha sido corresponsal en Bruselas entre 2018 y 2021 y redactor de Economía en Barcelona, donde cubrió la crisis inmobiliaria de 2008. Licenciado en Periodismo por la Universitat Autònoma de Barcelona, ha cursado el programa de desarrollo directivo de IESE.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS