Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

España invoca el 0,7% para estar en la Comisión de Derechos Humanos

El compromiso de destinar el 0,7% del PIB a la ayuda al desarrollo en 2012 es uno de los méritos esgrimidos por el Gobierno español en la carta en la que, el 15 de marzo, presentó su candidatura a la Comisión de Derechos Humanos de Naciones Unidas. La secretaria de Estado de Cooperación, Soraya Rodríguez, admitió ayer que ese objetivo es inalcanzable, al menos en 2012. Eso no debe impedir, sin embargo, que España sea elegida en la votación que celebra hoy la Asamblea General de la ONU en Nueva York. Y ello porque no tiene rivales. España y Suiza son los únicos candidatos a las dos vacantes del bloque reservado a los países occidentales. Lo mismo sucede con los demás aspirantes. Sólo necesitan obtener 97 votos de los 192 posibles. Si es así, España se sentará, a partir de enero, en la sede de la comisión: la sala decorada por el artista Miquel Barceló en el palacio de la ONU en Ginebra.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 13 de mayo de 2010