Fomento descarta que el viaducto del AVE en Arousa perjudique a la almeja de Carril

El 50% de la producción de almeja criada en los parques de Carril (Vilagarcía de Arousa) se muere. ¿La causa? Desconocida, pero lo que tienen claro los mariscadores es que las obras del entorno no ayudan. El subdelegado del Gobierno en Pontevedra, Delfín Fernández, entregó ayer a las cofradías de Arousa un informe sobre las obras del AVE en Catoira que garantiza la "absoluta normalidad" en los parámetros de turbidez, sedimentación y calidad de las aguas desde noviembre de 2009 hasta la fecha, en palabras de Fernández.

A la reunión acudieron representantes de la Dirección General de Infraestructuras Ferroviarias, técnicos de la Universidad de Vigo y de la Consellería do Mar. El nuevo viaducto para el AVE sobre el río Ulla, a la altura de Catoira, situado milla y media río arriba de los parques de cultivo, levantó sospechas en Carril. El presidente de la agrupación marisquera, José Luis Villanueva, carece de pruebas que certifiquen la causa de la mortandad. "Pero lo que tenemos claro es que no nos hace ningún bien", observa. Por ello, y para conseguir esclarecer el origen del declive productivo que afecta a 600 familias, Fomento instalará nuevos puntos de control de sedimentación, que permitirán aglutinar nuevos datos y trazar además un plano de corrientes.

El portavoz de los parquistas, que considera "muy positiva" la medida, sostiene que los niveles de mortandad registrados "no son habituales en esta época del año". La profusión de precipitaciones -la almeja es especialmente sensible a las variaciones de salinidad- no se correspondería con los síntomas habituales de muerte por agua dulce, cuando los bivalvos aparecen "hinchados". Ahora, sostiene Villanueva, "es al revés: la almeja está flaca, no desarrolla". Esto les retrotrae a otro episodio anterior, cuando se dragó el río para extraer arena y repercutió en el crecimiento de los ejemplares "y su posterior mortandad".

Villanueva añade: "No podemos apuntar a la obra del río porque hay otras como la del puerto de Vilagarcía", una milla más abajo, y todos los trabajos anexos al AVE en la zona. Se trata de la desembocadura del río, y cuando baja la marea la corriente fluvial es dominante, llevando con ella los arrastres de lodos y demás de todas las obras que se desarrollan río arriba, ayudados también por las intensas lluvias de un invierno atípico. No obstante, en lo que se refiere a la obra del viaducto, el subdelegado explicó que se están construyendo "una especie de islas" para los pilares del puente, sin ningún contacto con el agua, por lo que "en absoluto puede ser atribuida" la mortandad al viaducto. Por su parte, el patrón mayor de Cambados y presidente de las cofradías gallegas, Benito González, afirmó que "el marisco está creciendo con normalidad".

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0015, 15 de abril de 2010.