Berlín y París impulsan una tasa a la banca para pagar rescates

Ofensiva europea para que la banca asuma sus responsabilidades. Alemania aprobó ayer un anteproyecto para gravar a los bancos con una tasa anual, con el objetivo de recaudar 1.200 millones de euros anuales. Berlín persigue sufragar futuros rescates bancarios, como los que se sucedieron tras la quiebra de Lehman Brothers. EE UU presentó un proyecto similar el pasado enero: una tasa sobre los grandes bancos con la que el Ejecutivo de Obama prevé obtener 65.000 millones en 10 años.

En un Consejo de Ministros especial por la presencia de la ministra francesa Christine Lagarde, Alemania pactó impulsar junto con Francia el nuevo dispositivo para evitar que sea el Estado quien sufrague los desmanes de la banca, aunque Lagarde se mostró partidaria de gravar también a las aseguradoras y los fondos de alto riesgo. El FMI podría presentar a finales de abril un mecanismo parecido al G-20.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0001, 01 de abril de 2010.