Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un notario dio fe de que Trazo pagó una obra inexistente

Un notario levantó acta de que no existía en septiembre de 2009 el graderío del campo de fútbol cuya construcción fue pagada por el Ayuntamiento de Trazo (A Coruña) dos meses antes. La portavoz socialista en este municipio coruñés, Beatriz Domínguez, insistió ayer en acusar al alcalde, Xosé Dafonte (PP), de "incurrir en una irregularidad" al haber ordenado pagar el 31 de julio pasado una factura de 26.048 euros por "los trabajos de construcción de un graderío" que seguían sin existir dos meses después.

La obra, presupuestada inicialmente en más de 68.000 euros, contó con una subvención de la Diputación de A Coruña de 18.494 euros.

Personado, a requerimiento de Domínguez, en el campo de fútbol el 9 de septiembre, el notario levantó acta de que "el mismo se encuentra cerrado" y que desde el exterior pudo observar "como no existe ningún graderío". Ocho fotos fueron incorporadas al acta notarial a modo de prueba gráfica.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 19 de marzo de 2010