Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
La primera crisis del euro

La UE cree que Grecia magnifica el efecto de las subidas de impuestos

Grecia espera recortar el déficit a toda velocidad -para empezar, cuatro puntos este año, del 12,7% al 8,7% del PIB- gracias a fuertes subidas de impuestos y a dolorosos recortes de gastos: la congelación de las pensiones y las rebajas de sueldos de los funcionarios son las dos medidas más polémicas y a la vez las más destacadas. El tijeretazo sobre los gastos ya ha provocado protestas, altercados y una caída en picado de la popularidad del Gobierno.

Pero puede que también Atenas tenga problemas por el lado de los ingresos: la UE considera que Grecia sobreestima el efecto de las subidas tributarias, que afectan al IVA, a los impuestos sobre gasolinas, al IRPF sobre las rentas altas y a los tributos inmobiliarios, entre otras figuras.

Atenas ha presentado varios planes de austeridad para convencer a las autoridades europeas. El definitivo, del pasado 5 de marzo, sirvió tanto para calmar los nervios de algunos países como para aplacar los ataques de los mercados, con un impacto estimado de 4.800 millones de euros. Pero la UE no se fía: los principales riesgos están en la recaudación prevista por la subida del IVA -del 19% al 21%- y por el alza de las gasolinas, según un borrador al que ha tenido acceso Bloomberg.

Contracción de demanda

"Las implicaciones de las subidas de impuestos en la contracción de la demanda no deberían ser infraestimadas", señala el documento. En el caso del IVA, junto a la menor demanda "la evasión fiscal puede provocar menores ingresos de los esperados", según el borrador de la UE.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) lleva meses advirtiendo de que las subidas de impuestos y la retirada de estímulos pueden dar al traste con una recuperación aún muy quebradiza tanto en Europa como en la mayor parte del mundo desarrollado.

Oficialmente, Bruselas sigue apoyando a Grecia: el comisario de Asuntos Económicos y Monetarios, Oli Rehn, dijo ayer que el Ejecutivo griego está "en camino" de cumplir sus objetivos de déficit. Y sin embargo, el borrador sigue avistando nubes de tormenta en el horizonte.

La deuda pública de Grecia "se mantiene en trayectoria muy ascendente", de acuerdo con el borrador de la Comisión. La UE prevé que el endeudamiento del Estado griego ascienda al 125% del PIB este año, el más elevado de los 27 de la UE.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 10 de marzo de 2010