Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno se acerca al pacto con PP y CiU para endurecer el Código Penal

El ministro de Justicia, Francisco Caamaño, logró este fin de semana un acercamiento al PP y a CiU para consensuar la reforma del Código Penal y el endurecimiento de las penas.

Caamaño y el secretario de Estado de Justicia, Juan Carlos Campo, mantuvieron durante el fin de semana un encuentro de trabajo en Santiago de Compostela con los portavoces del PSOE (Julio Villarrubia), PP (Federico Trillo) y de CiU (Jordi Jané).

Y acordaron mantener contactos discretos para concretar un acuerdo que facilite la tramitación de la reforma del Código Penal. El portavoz del PNV, Emilio Olabarría, no pudo acudir al encuentro pero participará en las negociaciones.

Para concretar el acuerdo, los grupos pedirán hoy la ampliación del plazo de enmiendas parciales que terminaba ya.

La izquierda presentará enmienda de totalidad al proyecto, por rechazar el endurecimiento de las penas, según explicó a este periódico el diputado de IU, Gaspar Llamazares. Por eso, el Gobierno busca acuerdos con CiU y PNV y asegura que pretende un pacto con el PP, para dar permanencia al Código.

En el encuentro repasaron el proyecto de ley remitido, que supone cambiar 130 artículos del Código Penal. Entre ellos se incluye la tipificación de nuevos delitos y el establecimiento de una nueva medida denominada libertad vigilada y aplicable a condenados por delitos contra la libertad sexual y de terrorismo. Esa medida de seguridad es aplicable durante cinco años, una vez cumplida la condena, con posibilidad de extenderla a 10.

Cadena perpetua

Varios asistentes aseguran que el portavoz del PP no planteó la cadena perpetua revisable. Eso no significa que no pueda hacerlo en sus enmiendas parciales pero desde luego no lo llevó a la reunión de trabajo.

Él Gobierno y el PSOE rechazan esa posibilidad por entender que la última reforma que implantó el cumplimiento íntegro de 40 años para delitos muy graves es, incluso, más dura que la cadena perpetua revisable.

La propia exposición de motivos de la reforma del Código asegura que ese cumplimiento íntegro "comporta resultados prácticos no muy distantes de la cadena perpetua".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 9 de febrero de 2010