Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
El debate sobre la inmigración

Los criterios de hacinamiento varían por autonomías

El criterio de "habitabilidad" de las viviendas no es uniforme en las comunidades autónomas. A pesar de ello, de la legislación existente se desprende que el número de metros cuadrados exigibles por persona oscila entre los cinco de Baleares y los 15 del País Vasco.

Un decreto aprobado en abril del año pasado por la Generalitat de Cataluña establece en 10 el número de metros cuadrados por persona para conceder la cédula de habitabilidad, informa Blanca Cia. Uno de los objetivos de esta medida era evitar los pisos patera, pero su efecto sobre el empadronamiento no es directo, pues no se puede exigir una cédula de habitabilidad para registrarlo.

En el País Vasco, la única referencia al respecto es la normativa de acceso a vivienda de protección oficial, que exige un mínimo de 15 metros cuadrados por persona, informa Karim Asry. Por debajo de esa proporción, pasa a ser considerada infravivienda.

Baleares reconoce dos plazas hábiles en cada dormitorio de 10 metros cuadrados de superficie útil, informa Andreu Manresa. En la pieza mínima, de seis metros cuadrados, se autoriza una sola plaza.

La Xunta de Galicia no tiene regulación alguna sobre la superficie mínima por persona para determinar la habitabilidad de las viviendas. Sí la tiene para las propias casas: es decir, no se pueden construir pisos de menos de 40 metros cuadrados, informa Pablo López.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 28 de enero de 2010