"Papá, haced todo lo que os digan"

Los familiares de los secuestrados pudieron hablar ayer con ellos. Ocurrió gracias a la mediación del embajador español en Kenia, Nicolás Martín Cinto, quien mantuvo contactos en Somalia con personas cercanas a los secuestradores y logró que éstos le dejasen hablar con el capitán del pesquero, Ricardo Blanch. Éste le explicó que toda la tripulación estaba bien.

Los piratas también dejaron luego a los demás miembros de la tripulación hablar con sus familiares.

Cristina Blach, hija del patrón del buque secuestrado, explicó ayer que había recibido dos llamadas de su padre, una a las 8.30 y otra a las 12.00. "Me dijo que estaban bien, que los trataban bien y que estuviéramos tranquilos", señaló Cristina. La hija de Ricardo Blach, que está en el domicilio familiar de Baiona (Pontevedra), aseguró que explicó a su padre que tanto el Gobierno central como los Ejecutivos vasco y gallego "están haciendo todo lo posible para buscar una rápida solución". Según Cristina Blach, también pidió a su padre "que hagan todo lo que les digan los piratas y se queden tranquilos".

Más información

El Gobierno informó ayer de que el Ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, tiene previsto iniciar conversaciones en las "próximas horas" con las autoridades somalíes para intercambiar impresones e información en torno al secuestro y sus autores con vistas a la liberación del barco.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 05 de octubre de 2009.

Debido a las excepcionales circunstancias, EL PAÍS está ofreciendo gratuitamente todos sus contenidos digitales. La información relativa al coronavirus seguirá en abierto mientras persista la gravedad de la crisis.

Decenas de periodistas trabajan sin descanso para llevarte la cobertura más rigurosa y cumplir con su misión de servicio público. Si quieres apoyar nuestro periodismo puedes hacerlo aquí por 1 euro el primer mes (a partir de junio 10 euros). Suscríbete a los hechos.

Suscríbete
Lo más visto en...Top 50