Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un grupo palestino lanza cohetes contra Israel desde Líbano

Ligero sobresalto en Israel. Dos cohetes Katiusha impactaron ayer por la tarde en las cercanías de la norteña ciudad de Nahariya, a lo que el Ejército israelí respondió con disparos de artillería contra la zona agrícola de Qlaileh, un pueblo en las inmediaciones de Tiro. Nadie resultó herido ni en Líbano ni en Israel en un incidente que pone de manifiesto la volatilidad de la región fronteriza entre ambos países. El Gobierno de Benjamín Netanyahu responsabilizó al Ejecutivo y al Ejército libanés, incapaces de abortar los esporádicos lanzamientos de cohetes desde que concluyera la guerra del verano de 2006. Hezbolá, omnipresente en el sur de Líbano, se ha abstenido de toda provocación, aunque asegura disponer en su arsenal de decenas de miles de cohetes. El ataque fue reivindicado por un grupo palestino.

Las sirenas de alarma no advirtieron de la inminencia del ataque, según aseguraron algunos residentes en los kibutzim situados a una decena de kilómetros de Líbano. Soldados de la misión de Naciones Unidas -enviados al sur de Líbano después de la guerra de 2006- se desplegaron en la zona desde la que se lanzaron los proyectiles para impedir una escalada y UNIFIL, entre cuyas tropas figuran un millar de militares españoles, exigió la máxima contención a Israel y a los grupos palestinos.

Es el cuarto incidente de esta naturaleza en 2009. Dos veces en enero, durante la guerra que Israel lanzó contra Gaza, y un mes después grupos palestinos dispararon cohetes que tampoco causaron daños.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 12 de septiembre de 2009