Washington retira los cargos por las cuentas secretas de UBS

El pacto formal que pone fin al contencioso de las cuentas secretas de inversores estadounidenses en el banco UBS ya está firmado. Así lo comunicó ayer el Departamento de Justicia de Estados Unidos al juez Alan Gold, que se dispone a dar por zanjado este caso de evasión fiscal. La entidad suiza deberá a cambio revelar la identidad de los titulares de miles de estas cuentas. Eso supone dar un nuevo paso hacia el final del secreto bancario en Suiza.

Los detalles del acuerdo no se dieron a conocer, aunque en círculos judiciales se asegura que el banco helvético aceptó entregar al Tesoro de EE UU -responsable de la recaudación de impuestos- información de entre 8.000 y 10.000 cuentas. Washington reclamó información sobre un total de 52.000 cuentas que han faltado a la obligación de rendir cuentas con el Tío Sam.

Más información
El banco suizo UBS entregará a EE UU la identidad de 4.550 clientes
El acuerdo de cooperación fiscal Suiza-EE UU pasa el primer trámite parlamentario

El Departamento de Justicia aceptó así, tras un intenso mes de negociaciones, retirar los cargos contra UBS, el primer banco suizo y uno de los grandes grupos bancarios europeos. Lo que está por ver es cómo la entidad facilitará esa información a las autoridades de EE UU sin violar la legislación que ampara en Suiza el secreto bancario. El éxito de esta acción se medirá en gran parte en el número de cuentas que facilite finalmente el banco.

UBS ya entregó en febrero datos sustanciales sobre la identidad de 250 titulares y pagó además una multa de 780 millones para zanjar el litigio, que podría poner en jaque un negocio que en Suiza mueve dos billones de dólares (1,4 billones de euros). Con el juicio llamando a las puertas, muchos clientes se acogieron a un periodo de gracia para evitar ser sancionados por las autoridades fiscales.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.
RECÍBELO EN TU CORREO

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS