Iberia se centra en el cliente y deja para otoño la fusión con British

Se le colocó el capote por diestra y siniestra, pero a lo más que llegó el presidente de Iberia, Fernando Conte, fue a reiterar que las negociaciones para la fusión con British Airways "siguen su curso" y sugerir que será "importante" la revisión actuarial de los planes de pensiones de la británica en septiembre. El déficit de dichos planes supera los 1.200 millones de libras (1.290 millones de euros). Mientras, la compañía se centra en tratar de volver a los beneficios, algo que Iberia no aventura cuándo sucederá. En todo caso, no este año.

Por lo demás, Conte situó la mejora de la "actitud de servicio" al cliente como pilar del nuevo plan director, en un reconocimiento de que es "mejorable", sobre todo ahora que la pelea por el pasajero es más dura que nunca. Se renovará la cabina de clase turista en larga distancia y se estudia la mejora de la business.

Más información
British Airways pide a sus trabajadores dos años de congelación salarial
Fernando Conte deja la presidencia de Iberia

Conte avisó de que, si dura la "dramática" crisis, se planteará más recortes de capacidad y más reducciones de empleo adicionales a las ya en marcha. El ERE temporal que se está negociando (para un 10% de la plantilla) será "insuficiente", dijo Conte. Sobre la congelación de tasas prometida por el Gobierno para 2010, Conte explicó que las aeroportuarias son "razonables", pero las de navegación, "inaceptables".

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS