Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El plan piloto de trilingüismo se reduce a tres colegios

La provisión de plazas de inglés, en comisión de servicio

La puesta en marcha del publicitado plan Bases para un futuro modelo plurilingüe en el sistema educativo público valenciano, anunciado en diciembre por el consejero Alejandro Font de Mora y presentado a los sindicatos en enero, se adelgaza a medida que se conocen los detalles. El borrador de la orden que establece los "programas plurilingües en la Comunidad Valenciana" reduce el impacto del plan -que tenía que estrenarse en una veintena de institutos de ESO y extenderse a toda la Infantil- a una convocatoria para los centros de Infantil y Primaria, que "la consejería determine". En principio, según se informó a los sindicatos el jueves, el presupuesto reduce la oferta a "tres" centros piloto el próximo curso.

Los sindicatos, que ha presentado una batería de enmiendas, denuncian la "improvisación" y "falta de concreción" de la orden, explica Inma Sánchez, negociadora de CC OO. Sánchez cuestiona el sistema de provisión de especialistas en inglés "en comisión de servicio", porque "sigue el camino del amiguismo" trazado por la Administración del PP en todos los cuerpos.El modelo de trilingüismo que propone la Generalitat da prioridad al inglés, al especificar que "el 80% del horario lectivo se dedicará al desarrollo del currículo de Infantil". El 20% restante se repartirá entre el valenciano y el castellano. En Primaria, "el currículo se impartirá en lengua inglesa, a excepción del área de Castellano: Lengua y Literatura y del área de Valenciano: Lengua y Literatura", lo que según Sánchez, es "excesivo".

En comunidades como Madrid -con casi 300 colegios públicos totalmente bilingües- Aragón o Castilla-La Mancha, el proceso ha sido gradual, empezando con 2 horas semanales en Infantil y un 20% del currículo de Primaria el primer ciclo; un 50% en el segundo ciclo, y un 80% al llegar al tercero.

La Administración necesita ahora cerrar un acuerdo en firme con los directores para que éstos negocien con el Ampa y el claustro la aceptación del plan, a fin de evitar el desgaste que sufrió cuando decretó el regreso del uniforme en 11 colegios preseleccionados, sin que todos los miembros del Consejo Escolar estuvieran de acuerdo.

Educación está ya en conversaciones con directores de varios colegios de nueva creación dispuestos a implantar este modelo, porque el tiempo, apremia ya que en mayo se abre la matrícula. Y la orden obliga a que "los centros autorizados a impartir estos programas plurilingües cuenten previamente con el compromiso del claustro". Ello implica, por tanto, la existencia un acta que ratifique el acuerdo, requisito que con el uniforme no se siguió y provocó que varios centros abandonaran el plan.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 2 de mayo de 2009