Entrevista:CECILIA MALMSTRÖM | Ministra de Asuntos Europeos de Suecia | El futuro de Europa

"El presupuesto europeo se ha quedado viejo"

Suecia asumirá el 1 de julio la presidencia de una Unión Europea pendiente de la crisis económica, la renovación de la Comisión Europea y la entrada en vigor (o el entierro casi definitivo) de un Tratado de Lisboa que Irlanda someterá este otoño a las urnas por segunda vez. Retos gigantescos que no asustan al Gobierno de Estocolmo, dispuesto a impulsar otro debate que promete herir varias sensibilidades en el seno de la UE. "Hay que modernizar el presupuesto. Sus principios son viejos, de hace medio siglo. No tiene sentido gastar tres de cada cuatro euros en agricultura y ayuda regional", afirmó ayer en Madrid la ministra de Asuntos Europeos, la liberal Cecilia Malmström (Estocolmo, 1968).

Más información

"La crisis nos ha enseñado que estas cuentas no sirven para los retos de hoy. El futuro de Europa pasa por la investigación, la relación entre clima y fuentes de energía, las infraestructuras, la cooperación legal y policial... Sabemos que es una cuestión sensible, y que el debate será lento y difícil, pero hay que darle un impulso y ahora es el momento adecuado".

Frente a la crisis económica, Malmström opina que la UE ha hecho los deberes ante la próxima reunión del G-20. "Hemos demostrado que los Veintisiete sabemos trabajar juntos. Invertir cientos de miles de millones de euros es un gran paso y hay que esperar a ver los resultados. Adoptar más medidas antes sería precipitado. EE UU quiere que invirtamos más, pero la cobertura social de la UE es más amplia y costosa. Por eso ahora ellos deben gastar más".

La ministra sueca admite sin embargo que lo que marcará su presidencia será el voto irlandés al Tratado de Lisboa. "Confiamos en que esta vez lo aprueben, porque de ello depende la renovación de la Comisión. Si gana el no, la renovación se hará con las reglas del Tratado de Niza y se reabrirá el gran debate sobre el futuro de la Unión".

Fiel a la tradición escandinava, Suecia quiere que la lucha contra el cambio climático sea otro eje de su presidencia, cuyo broche será la cumbre mundial del clima de Copenhague, en diciembre. "Desde la UE tenemos que ayudar a que la cumbre sea un éxito y supere las dudas de hace un año. De ello depende el futuro de la humanidad".

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 25 de marzo de 2009.

Lo más visto en...

Top 50