Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un tribunal tumba la querella por prevaricación contra el juez del 'caso Banco de Valladolid'

El Tribunal Superior de Madrid ha desestimado la querella por "prevaricación continuada" que interpuso la fiscalía de Madrid contra el juez Joaquín Ebille Nsefun, de 69 años. El fiscal imputó a Ebille "haber favorecido" al ex propietario del Banco de Valladolid Domingo López Alonso en un procedimiento civil que éste mantiene con Barclays Bank. Ebille, de origen guineano, ordenó en 2003 a Barclays (que adquirió el Banco de Valladolid hace casi 30 años, tras ser intervenido éste, en estado ruinoso, por el Banco de España) pagar indebidamente 28 millones de euros a López, según la querella. El tribunal, al inadmitir la querella del fiscal, corrobora, sin embargo, que la orden de Ebille a Barclays de entregar a López 28 millones se ajusta a derecho y que no cabe, por tanto, devolver ese dinero.

El banco y la fiscalía se quejaron de que la resolución era "prevaricadora" porque el juez había ido más allá de lo que se le pedía al decretar ese multimillonario pago sin ni siquiera exigir a López un aval que garantizase la devolución del dinero en caso de que finalmente los tribunales diesen la razón a Barclays.

El Tribunal Superior, en un auto del que ha sido ponente el magistrado Antonio Pedreira, se congratula en su fallo de no haber admitido en su día a trámite la querella, lo que habría supuesto la suspensión cautelar de funciones del juez. "No existen indicios de que las resoluciones dictadas por el querellado lo fueran a sabiendas"; pero es que, además, tales resoluciones tampoco "son contrarias a la justicia, a la razón y a las leyes". El alto tribunal madrileño añade que el pleito entre López y Barclays "es un proceso civil complejo en el que concurría una obligación de dar, que fue sustituida por una justa compensación económica".

La querella inadmitida se presentó ante el Tribunal Superior de Madrid a instancias del propio fiscal general del Estado, Cándido Conde-Pumpido.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 21 de marzo de 2009