"López siente "alivio y frustración" y le pide a Ibarretxe que "pase página"

"Los magistrados no están para hacer posicionamientos políticos", asegura

El secretario general del PSE-EE, Patxi López, acogió con "alivio y cierta frustración" el sobresemiento de la causa en la que estaba imputado por reunirse con miembros de Batasuna. No obstante, pidió al lehendakari Ibarretxe que "pase página" y "no pida a los jueces que se posicionen sobre el diálogo político".

Al valorar el fallo en su blog de Internet, López indica que "parece que se nos ha dado la razón", porque los socialistas habían defendido "que no había fundamento para celebrar este juicio". Explica que ahora podrá dedicarse "en cuerpo y alma a seguir trabajando por un futuro mejor para Euskadi, sin dedicar unas cuantas mañanas a asistir a una vista oral que algunos [en referencia a Ibarretxe] quisieron alargar de manera interesada, presentando una lista interminable de testigos".

Urkullu: "Esto no supone la derrota de la estrategia del 'lehendakari'

En cuanto a su "cierta frustración" se pregunta "¿para qué ha servido todo esto?". "¿Para que algunos hayan visto publicada la foto que, al parecer, perseguían? ¿Para que Ibarretxe siga alimentando el victimismo?".

El candidato socialista a lehendakari asegura rotundo que "los magistrados no están para hacer posicionamientos políticos. Para eso están los ciudadanos, que volverán a tener la oportunidad de expresarse muy pronto", en alusión a las elecciones del 1 de marzo. Además, el secretario general del PSE-EE expresa su deseo de que el PP -"impulsor de esta causa", en su opinión- se dé cuenta de que "judicializar la política es un grave error y defienda sus posiciones por medio del debate".

Desde el PP, su presidente en el País Vasco, Antonio Basagoiti, ha afirmado que, pese al archivo del caso, Ibarretxe y Patxi López, cometieron un "error mayúsculo" al "haber dado bola" a los terroristas en sus reuniones con representantes de la izquierda abertzale. Basagoiti, expresó su respeto a la decisión de los jueces.

Mientras, el ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, recordó ayer que siempre tuvo la "confianza total" de que la causa "acabaría como ha acabado, en nada". A su vez, el vicesecretario general del PSOE, José Blanco, reconoció su satisfacción por el fallo, ya que "el juicio no tenía razón de ser y no teníaque haberse producido".

Un sentimiento idéntico tuvo el presidente del PNV, Iñigo Urkullu, quien descarta que el sobreseimiento supone la "derrota" de la "estrategia del lehendakari" de llevar el juicio hasta el final, sino que significa que el "vencedor" es el diálogo político. El líder peneuvista está contento, "pese a que algunos intentarán llegar con este camino sin sentido hasta el Tribunal Supremo", y afirmó que espera que ésta sea "una estación fin de todo este proceso que nunca tenía que haber tenido lugar".

El presidente del EBB añadió que "si hay algun vencedor es el diálogo político y el que lo ha ejercido: el representante máximo del diálogo político, que es el lehendakari, que es el que ha citado a las reuniones, sin ánimo de entrar en lo que es la supuesta causa que hoy traía aquí, que es la desobediecia".

En su opinión, "se ha demostrado que el lehendakari hizo lo que tenía que hacer, como ha venido repitiendo el PNV", ya que "algunos lo que han pretendido es sentar el diálogo político en el banquillo de los acusados, lo que "no tiene ningún sentido". No obstante, recordó que no se puede dar la causa por "cerrada", ya que "el PNV tiene muy presente el caso Atutxa y hay otros elementos en la justicia que van a seguir ahí".

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 12 de enero de 2009.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50