El IVAM convierte en arte escaparates de París y Milán

Homenaje de Dolce & Gabbana a la mujer siciliana. Ocho cuadros de gran formato (240 x 140 centímetros) con ese nombre mantienen en el Institut Valencià d'Art Modern (IVAM) la esencia de un escaparate de lujo: refractan el glamour distorsionado de un interior de alta costura mientras reflejan el mundanal paisaje de la calle. Y mientras la directora del IVAM, Consuelo Ciscar, explica que los escaparates representados se sitúan en la Via della Spiga de Milán, el pintor Vicente Peris (Valencia, 1943) destaca de sus cuadros "ese punto de tridimensionalidad" condensado en apenas el centímetro de grosor de las lunas de los escaparates. "Cuando el ojo entra en ese juego empieza a viajar por las tres dimensiones", enfatiza mientras describe los matices que esconde cada pintura: coches aparcados, el follaje de los árboles, reflejos de farolas.

El IVAM inauguró ayer la exposición Vicente Peris. Las lunas, una muestra patrocinada por el Instituto Valenciano de Finanzas (IVF) que hace arte pictórico de otro arte, la moda de alta costura, a la vez que convierte la pinacoteca valenciana en una calle de moda y lujo de París (quizá Avenue Montaigne) o Milán (Via Monte Napoleone). La muestra, abierta hasta el 22 de febrero, incluye 48 obras de gran formato. Y todas fusionan el esplendor de los trajes y complementos de alta costura de las grandes firmas (Yves Saint Laurent, Valentino, Prada, Versace, La Perla, Ungaro, Chanel, Louis Vuitton) con la realidad del espectador: la acera desnuda.

Al fondo de la sala, la muestra se cierra en dos sentidos con la Serie cancelas, cuadros de enorme formato que simbolizan el lujo más inasequible con escaparates de Coco Chanel o Christian Dior clausurados tras poderosas rejas que no impiden reflejar una vez más la cotidiana vida exterior ajena a tal explosión de riqueza.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 18 de diciembre de 2008.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50